Esperan aglomeración de corresponsales en la representación de EE.UU. en Cuba


La noticia en el "Chicago Sun Times"

Cuenta el diario Chicago Sun-Times que Aaron Pace, de Gary (Indiana, EEUU), al ir a vender su sangre al centro Bio-Blood Components, se encontró con que le denegaron esa posibilidad por ¨parecer homosexual¨. La noticia es  así:

Aaron Pace admite que es notablemente afeminado pero él dice que no es homosexual.

Sin embargo, su apariencia, carácter y comportamiento provocaron le rechazaran en un centro de donación de sangre cuando trató de donar su sangre y está  molesto, por decir lo menos.

“Me sentí humillado y avergonzado”, dijo Pace, de 22 años, en Gary. “No es justo que las personas sin hogar pueden donar sangre, pero los homosexuales no pueden. Y yo ni siquiera soy homosexual. “

Pace visitó Bio-Blood Components Inc. en Gary, que paga por las donaciones de sangre y plasma hasta $ 40 por visita. Sin embargo, durante una entrevista de selección, Pace dice le dijeron que no podía ser un donante de sangre porque “parece ser un homosexual.”

Nadie en Bio-Blood ha devuelto las llamadas en busca de comentarios, pero los centros de donación, como éste, e incluso la Cruz Roja Americana, aún cumple una política federal de casi 30 años de rechazar los gays para donar.

La política de la Food and Drug Administration (FDA), implementada en 1983, afirma que los hombres que han tenido relaciones sexuales – aunque sea una vez – con otro hombre (desde 1977) no se les permite donar sangre.

La política fue provocada por la preocupación de que el VIH, el virus que causa el SIDA, se transmita a través de la sangre. Y, en ese entonces, las pruebas de detección para identificar sangre positiva al VIH aún no se habían desarrollado.

Hoy en día, toda la sangre donada es analizada por VIH, así como para la hepatitis B y C, Sífilis y otras enfermedades infecciosas, antes de que pueda ser entregada a los hospitales. Esta es la razón por la que activistas homosexuales, centros de sangre, incluyendo la Cruz Roja Americana, e incluso algunos legisladores afirman ahora que la suspensión de por vida es “médica y científicamente injustificada”.

“Es injusto, indignante y una estupidez”, dijo Curt Ellis, ex director del Proyecto de vitalidad del noroeste de Indiana, una agencia que ha estado educando al público sobre cuestiones relativas al VIH durante muchos años.

“La política se basa en un estigma asociado al VIH que existía al principio”, dijo Ellis. “Parece que algunos estigmas nunca se acaban de morir.”

El Departamento de Salud del Estado de Indiana no tiene una política respecto a la recolección de sangre. “Tampoco aconsejamos a centros de donación de sangre en sus políticas”, dijo la portavoz Amy Bukarica.

Sin embargo, el Departamento de Salud de EE.UU. el pasado año aprobó de nuevo no recomendar un cambio en la política de la FDA de un aplazamiento de por vida para los hombres que tienen sexo con otros hombres.

“El aplazamiento de los hombres que tienen sexo con otros hombres está todavía en vigor en Indiana y en todo el país – con todos los bancos de sangre, no sólo la Cruz Roja Americana – ya que todos los bancos de sangre deben estar en conformidad con regulaciones de la FDA”, dijo Karen Kelley, portavoz de la Cruz Roja Americana.

“Recomendamos que los criterios de exclusión deben ser modificados en comparación con los criterios de otros grupos en mayor riesgo de la transmisión sexual, o de infecciones transmitidas por transfusión”, agregó.

“Aunque estamos decepcionados con la decisión del comité, nuestra organización está obligada por ley a seguir las directrices establecidas por la FDA con respecto a la elegibilidad de los donantes”, dijo Kelley.

La Cruz Roja Americana, que suministra aproximadamente el 40 por ciento de lasangre del país, determina la historia sexual de un donante potencial a través de la salud y las preguntas sobre su estilo de vida en una revisión privada y confidencial del historial de salud, dijo. Esto es similar a la forma en que otros centros de donación de sangre, tales como Bio Blood, seleccionan sus  donantes potenciales.

Cuando el pasado 28 de junio -Día del orgullo gay– apenas nueve personas se manifestaban tranquilamente en la calle Prado de La Habana -convocados por individuos vinculados a la política norteamericana hacia Cuba-, los corresponsales de algunos medios de comunicación extranjeros se movilizaron con máxima atención, mientras  ignoraban otros espacios con mucha mayor convocatoria por la misma fecha en la capital cubana.

Es de suponer que, dado su interés por el tema, varios de los periodistas presentes en el Prado habanero el 28 de junio estén haciendo trámites para viajar a la ciudad de Estados Unidos donde ha sucedido este acto discriminatorio, o al menos se encuentren interrogando a los diplomáticos de EE.UU. en La Habana -tan preocupados por los derechos de los cubanos- sobre lo ocurrido en Gary. De paso, pueden averiguar por qué en ese país -a diferencia de Cuba- la sangre, como la salud, es un negocio.

2 pensamientos en “Esperan aglomeración de corresponsales en la representación de EE.UU. en Cuba

  1. La doble moral de los gringos.Vigilantes de los derechos humanos en el mundo y en su pais existen los asesinos politicos mas grandes que ha dado la historia reciente.Es el colmo que EEUU tenga un catalogo con los records,de los paises violadores de derechos humanos,pero El,no aparece ahi.Saben por que?.porque El,es un fuera de serie.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .