La contrarrevolución cubana nunca ha existido


Esteban Morales

Esteban Morales

En realidad  lo que hoy llamamos contrarrevolución cubana, murió al nacer. Estados Unidos, como siempre ha hecho, frustró también toda posibilidad de que la contrarrevolución, que a partir de 1959 se organizaba,   pudiese lograr ningún  grado de legitimidad.[1]

La contrarrevolución también puede ser legítima, en la medida en que se proyecta  y sea teorizada sobre el fundamento real  de la existencia  de  clases desplazadas del poder,  que luchan   por reinstalarse nuevamente en este.

Es que los procesos revolucionarios, también legítimos, mucho más porque  se sustentan en el avance,  pueden retroceder,  ser derrotados, revertidos  y hasta suicidarse (como lamentablemente  ocurrió con la Revolución Granadina). La revolución  puede ser reversible, indicando así que no existían en realidad condiciones para su triunfo definitivo.

Pero la llamada contrarrevolución cubana actual, no es legítima, ni lo será nunca. Primero, porque los que trataron de organizarla, no tenían fundamentos  históricos,  sino solo intereses  personales. Y por razones meramente  personales se puede asesinar, armar revueltas, corromper procesos, pero nunca crear verdaderas organizaciones, plataformas de lucha, ni articular  movimientos políticos contestatarios del poder de la revolución y articular una plataforma política  coherente,  una estrategia, un discurso,  a  menos  de que la propia revolución  se deslegitime.

Pero los problemas de la ilegitimidad de la  llamada contrarrevolución cubana actual comenzaron mucho antes de 1959. Veamos lo que pretendemos decir.

La revolución cubana derrotó en 1959 una dictadura sangrienta, la de Fulgencio Batista, que representó el último eslabón  del poder  de una contrarrevolución, que había triunfado entre 1898 y 1902, liderada por Estados Unidos y  secundada por las fuerzas anexionistas y plattistas que incluso, habían formado parte, algunas de ellas, del propio movimiento independentista contra España.

La revolución para entonces, era la  martiana, que buscaba una república “con todos y para el bien de todos” , la  cual  fue momentáneamente derrotada por una clase que comenzó paulatinamente a penetrar los poderes civil y militar de la lucha independentista, envió  sus  representantes a  combatir  contra España, para no quedar al margen y finalmente se alió con Estados Unidos, para sacar adelante su proyecto de república, que no era la martiana, sino la aliada de Estados Unidos, la del protectorado primero y la  neocolonia después.

No quiere decir, que algunos miembros de esta misma burguesía  no estuviesen en desacuerdo con lo que ocurría en la república surgida a partir de 1902, pero no fueron capaces de evitarlo, ni tampoco hicieron gran oposición, sino que se aprovecharon de ella. Solo las masas populares organizadas y líderes esclarecidos, patriotas verdaderos,  mantuvieron vivas las llamas de la lucha por la verdadera independencia.

Existían sin lugar a dudas dos proyectos  en pugna;  el martiano, que combatía por la independencia contra España, pero observaba con preocupación  las apetencias de Estados Unidos sobre la Isla, por lo   que  pretendía cumplir con el doble propósito de una Cuba libre de España, pero al mismo tiempo independiente de Estados Unidos.

El otro proyecto, era el de aquellos  que hasta  luchaban contra España por lograr la independencia de esta, pero no confiaban en  que Cuba pudiese darse a sí misma una república independiente, sin la tutela de Estados Unidos. En parte también, porque  muchos de ellos, les temían al peso que las masas populares y desposeídas tenían dentro de las fuerzas que combatían contra España,  en la etapa final de la contienda independentista del periodo 1895-1898.

La parte más poderosa de la burguesía cubana, como clase, en realidad, nunca fue independentista y mucho menos  revolucionaria,   era demasiado dependiente de España o de Estados Unidos en último caso. Por lo cual este ultimo volvió a tomar el mando de la acción contrarrevolucionaria, a partir del triunfo revolucionario de  1959, incluso antes,  para ayudar a los desplazados por la revolución a reinstalarse en  el poder. Tratando por todos los medios de hacer aparecer la actividad contrarrevolucionaria interna como una contienda civil. Deslegitimando así a las fuerzas de  la revolución. Cuestión esta que coincidía con los intentos de  Estados Unidos de recuperar a Cuba  y con los intereses de la burguesía desplazada, la cual siempre se había conformado con hacerle la segunda al poder norteamericano en la Isla.[2]

Por eso, los que ahora denominamos “contrarrevolucionarios cubanos”, no son ni siquiera eso. Sino simples  mercenarios al servicio de una potencia extranjera; armados, entrenados, educados y financiados  por Estados Unidos, para tratar de derrocar  al poder revolucionario en Cuba y así  recuperar sus bienes y privilegios, que es lo único que les interesa. Por lo que el patriotismo de estos últimos, cabe en el bolsillo más pequeño de cualquier prenda de vestir.

Por eso no tienen plataforma política propia, ni discurso que convenza a nadie, ni moral, prestigio, ni verdaderos líderes. Son solo un grupo de corsarios al servicio de Estados Unidos, que lo mismo van por dinero a Centroamérica, que al África o que  contratan mercenarios desempleados para que vengan a poner bombas en los hoteles turísticos de Cuba. Fuera de la plataforma que les ofrece la política  norteamericana contra Cuba, pero sobre todo, al margen del dinero que reciben, no son nadie, no existen más allá de su nostalgia  por retornar  a la Cuba de los años cincuenta.

En resumen, estos que ahora  llamamos contrarrevolucionarios, son herederos de la contrarrevolución que triunfó en Cuba a partir de 1898, liderada por Estados Unidos y secundada por los sectores anexionistas de la burguesía criolla, los reformistas, aliados  de la burguesía imperialista norteamericana y de los sectores políticos que,  en los Estados Unidos, deseaban para Cuba un protectorado, o  una neocolonia y no una república independiente.

Sin embargo, aunque el proyecto martiano no triunfó entonces, el mismo hizo  contribuciones, que fueron determinantes  para  la continuidad de la lucha por la verdadera independencia. Por cuanto  José Martí  lideró una tercera  guerra, organizada y apoyada  masivamente, de tal modo  que esta resulto  fundacional  para la identidad nacional cubana; la cultura política independentista y para  sembrar  las semillas del antiimperialismo,  evitando así  la anexión de la Isla a Estados Unidos.[3]

Por ello, la dialéctica revolución-contrarrevolución  no es nada nuevo en la historia de Cuba. La contrarrevolución ya triunfó en Cuba  por varios años; y siempre bajo el mismo liderazgo (Estados Unidos)  secundada por las mismas fuerzas políticas: los plattistas, reformistas  y anexionistas de siempre.

Los cubanos de la Isla no necesitan entonces saber que ocurriría en Cuba si triunfara una contrarrevolución, lo saben. Pues lo vivieron.

Por lo cual,  toda la reacción del pueblo cubano ante los intentos de Estados Unidos ahora por retomar el control de la Isla, se despliega sobre un solo telón de fondo,  de que  todos los cubanos de la Isla  conocen como Estados Unidos administraría una contrarrevolución triunfante en Cuba.

De esta historia  sintéticamente contada,  provienen las razones de  la condescendencia del ejecutivo norteamericano  con la mafia  criminal, que ha liderado la contrarrevolución contra Cuba.

No estaba el gobierno  norteamericano  negociando con un enemigo, el caso de Elián González, sino con su histórico aliado estratégico, que se les había  ido de las manos.

Es que resulta necesario conocer bien que, la mafia anticubana de Miami, no es una simple pieza táctico-funcional  de la política norteamericana hacia Cuba. Es mucho más que eso. Es parte de una estrategia integral de  un proyecto político  contra Cuba a bien largo plazo.

Aun y cuando  esta mafia, tuviese que ver limitado su perfil de participación en una primera etapa por reconquistar a Cuba,  de todos modos no podría  prescindirse de ella en la siguiente etapa.

Los cubanos-americanos, constituyen para la política norteamericana algo así como la “Cuba  alternativa”,[4] al decir de Luís Ortega, “La patria portátil”, que no tiene sino como objetivo, después de derrocar el poder revolucionario en Cuba, asegurarse  de que esta no se les  vuelva a escapar de las garras.

De lo contrario, ¿cómo imaginar  que diez  administraciones norteamericanas, por más de cincuenta  años, hayan invertido tanto dinero y recursos  para tratar de  desestabilizar a Cuba y “clonarla”   del otro lado del Estrecho de La Florida?

Esa ha sido una estrategia de tan largo plazo, como la de la “fruta madura ” de J. Quincy  Adams. Se trata de la variante por medio de la cual Cuba llegaría a ser finalmente norteamericana.

Aunque es nuestra opinión, que el verdadero papel que la política norteamericana le tiene asignado a los cubano-americanos en su estrategia anticubana, es el de segundones, simples administradores. Por lo que no pueden  hacerse ilusiones al respecto. Lo demás son simples circunstancias coyunturales. Por eso las administraciones  no quieren ni pueden prescindir de ellos.

De aquí, en su momento, el interés desmedido de la administración Clinton  por convencer a los secuestradores de Elián González,  de que entregasen al niño, sin tener que verse el gobierno obligado  a  utilizar la fuerza. Se trataba de hacer todo lo posible  por darles a  entender a la mafia cubanoamericana,  que, con su tozudez, estaban  afectando algo más estratégico en las relaciones entre los grupos contrarrevolucionarios  y la administración norteamericana.

Por eso demoro tanto en aparecer la  voluntad por parte de la administración de solucionar el problema del niño afectando a su aliado. Dándole un golpe que lo anulase como posible pieza de su política hacia Cuba.

La administración  ejecutó finalmente la decisión sobre el niño,  por lo que ello representaba, en medio de una opinión pública  interna casi totalmente adversa a continuar esperando y de una opinión internacional  muy crítica. También, porque la decisión preliminar del tribunal de Atlanta, con el niño en manos de la mafia miamense, auguraba dificultades y complicaciones mayores  hacia el futuro inmediato.

Pero la dilatación del proceso, tanto por parte de la administración como de  la mafia,  llevaba implícito la esperanza de que Juan Miguel  González cediese ante la realidad, de que si se quedaba en los Estados Unidos podría tener al niño y mucho más. Pensamos  que   todos  eran  partidarios de ese tipo de solución, que solo la firmeza revolucionaria  del padre de Elián pudo conjurar.

Por lo que todo ello,  no fue más que un ejemplo de que las  administraciones  estadounidenses  han  utilizado a la mafia contrarrevolucionaria  contra Cuba y  continuarán  utilizándola. El grado en que lo continúen haciendo  puede que llegue a ser algo no solo  producto de su   voluntad política, sino  también de cómo se desarrolle hacia el futuro el debate de la política hacia Cuba. (Tomado de Moncada)

La Habana, Mayo 12 del 2012.


[1] Desde antes del triunfo revolucionario de 1959, ya el entonces presidente Eisenhower hacia todo lo posible por evitar la toma del poder político por parte de la fuerzas revolucionaras lideradas por Fidel. Como ello fue imposible, entonces la actividad  de los planes contrarrevolucionarios fraguados, organizados y financiados desde Estados Unidos,  se concentraron entonces en evitara toda costa que las fuerzas revolucionarias se consolidaran en el poder. Todo lo cual tuvo  lugar siempre bajo el liderazgo de las administraciones norteamericanas hasta hoy.
[2] Para ampliar ver: Esteban Morales. Cuba- Estados Unidos: Las  esencias de una confrontación histórica. Revista Universidad de La Habana, No. 260. La Habana, Cuba,  pp.150-167.
[3] Creo que es importante esclarecer, que la anexión, tal y como era vista en esa época, no tiene ya vigencia. .Se trataba entonces de que Cuba  llegara a ser una estrella más en la constelación de estrellas de la bandera norteamericana. Pero, ¿ podríamos imaginar hoy, que la extrema derecha que lidera la política hacia Cuba  nos conceda, según ellos,  el” honor” y el “privilegio” de ser un estado más de la Federación con todos sus derechos y deberes?  Luego la anexión de que se habla, no iría más allá de devolver  a Cuba  al área de influencia de Estados Unidos nuevamente.
[4] Ver: Luís Ortega, Cubanos en Miami, Editorial Ciencias Sociales, La habana, Cuba, 1988.

34 pensamientos en “La contrarrevolución cubana nunca ha existido

  1. Esteban, nuestra flamante burguesía nacional era una burguesía importadora, como bien cuentas, dependiente de los EE.UU. Nunca tuvo un verdadero proyecto de Estado -Nación para la Isla. La actual contrarrevolución es peor, porque sus integrantes no llegan ni a ser integrantes de una clase burguesa, solo representan los intereses de una parte de la oligarquía yanqui.

  2. Excepcional análisis!!!!!!

    Y para muestra, un botón cercano en el tiempo: la queja de la sra. Tamayo, madre del falso preso político, y de cómo, ella misma, sufre en carne propia, las reales directivas de la farisaica contrarrevolución cubana y su verdadero papel con eeuu.

    https://lapupilainsomne.wordpress.com/2012/01/24/nos-traicionaron-dice-reina-luisa-tamayo-que-ya-no-llena-titulares-en-la-prensa-de-miami/
    Posted on 24 enero, 2012
    Miguel Fernández*

    Recibimiento de Reina Luisa Tamayo a su llegada a Miami con las cenizas de su hijo

    Fue casualmente en los Estados Unidos, donde el presidente Abraham Lincoln aseguró que “puedes engañar a todo el mundo algún tiempo, puedes engañar a algunos todo el tiempo, pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo.” Y digo casualmente, porque en estos momentos de mentiras y campañas mediáticas contra Cuba, fraguadas desde las “trincheras” anticastristas de Miami, acaba de desinflarse un embuste donde también se utilizó como estandarte a un preso que murió en huelga de hambre.

    Reina Luisa Tamayo, la madre del finado recluso Orlando Zapata Tamayo, compareció en la noche de este lunes, ante las cámaras y micrófonos del programa televisivo “A Fondo con Sevcec”, del canal local América Tevé-41, y sin tapujos dijo sentirse traicionada, engañada y decepcionada con todos los que la llenaron de luces y ofrecimientos.

    “Los que nos prometieron ayuda nos han traicionado”, dijo la anciana a una pregunta del moderador del programa, y contó las vicisitudes que tiene que enfrentar para sobrevivir en Miami, siete meses después de su llegada.

    … sigue en la dire

  3. muy rica esta valoración argumentada para demostrar con irrefutables fundamentos la inexistencia de una contrarevolución autoctona. Ni eso existe en Cuba, sin la tutela Yanqui.

  4. Excelente el artículo del profesor Esteban Morales. Muy sólidos y argumentados sus criterios, que no son los que se esgrimen en la prensa occidental que habla de Cuba e hiperboliza a algún que otro picarón de los que por acá tenemos y que han descubierto que se puede vivir del dinero del contribuyente estadounidense que su gobierno irresponsable les regala por denigrar a su patria.
    Claro está, el profesor Esteban puede explicar esto porque vive en Cuba, ha estudiado muchísimo y sabe de lo que habla, además, no tiene necesidad de mentir y mucho menos vocación para hacerlo.
    Ojala los norteamericanos pueideran leer este trabajo y descubrir a que clase de personas va dirigido el dinero que les niegan.
    Por otra parte, sobre decir que la contrarrevolución de la Cuba de hoy no es más que eso, un pequeño grupito de pícaros viviendo como camajanes.

  5. Buen análisis. Muy novedoso. A propósito de uno de los comentarios, recordemos de la década del 90 a una ….”luchadora por los derechos humanos”… en Cuba, opuesta a la Revolución…aupada por la contrarrevolución, en uno de los momentos más álgidos del Período Especial, a la cual le sucedió algo similar que a Reina Luisa Tamayo; les sirvió de bandera mientras le resultó de utilidad, Paula Valiente. Son historias muy coincidentes, son modus operandis que se han modificado bien poco en el tiempo. Pone de relieve la cuestionable creatividad de los cerebros que los engendran.

  6. Nada es legitimo en Cuba, nada, cuando el pueblo calla lo que piensa, es un pueblo de cobardes, no es un pueblo de hombres, por lo tanto, no existe Cuba, verdaderamente como una nacion de hombres libres, es un pais de esclavos, como lo pensara Marti. El hombre que no dice lo que piensa, no es un hombre honrrado.

  7. Las verdaderas intenciones de Castro fueron siempre personales, desde antes de 1953, su ideario politico, llegar al poder de cualquier modo, y luego hacer lo imposible para preservarlo por siempre, Nicolas Maquiabelo, su maestro.

  8. Los verdaderos revolucionarios han quedado todos a lo largo del camino, desde Marti ,Guiteras,Frank Pais, la contraindependencia de Cuba, siempre se agarra de sus valerosos hijos para ascender al trono, aun Marti NO HA MUERTO, su ideario vive en muchos corazones, ser martiano en Cuba, fue un dia, ser contrarevolucionario, su obra jamas se publico accecible a todos, dicenlos politologos cubanos,
    que faltaba capacidad politica para debidamente interpretarla, recuerdelo.

  9. Por eso se jugó la vida tanteas veces, pudiendo perderla junto al poder? Ah Maquiavelo es con v, bestia

  10. Para mi, aunque no lo crea, tambien es ilegitima en todas sus formas, no acepto una sola medida del Congreso de los EEUU en contra de Cuba, es un grave error politico.que atenta contra la soberania de mi pais, crealo o no, estoy en contra de todo tipo de injerencia de los EEUU y otros imperios ya sovieticos, ya chinos, en el problema cubano, antes, ahora y despues.

  11. Iroel Sanchez, ser martiano en Cuba, es hoy, ser contrarevolucionario, en verdad no fue un dia, es hoy ser mercenario, gusano, contrarevolucionario, y muchos apelativos mas, quien sea un vivo ejemplo de las palabras de Marti, esta condenado a sucumbir en las masmorras por fabricada causa o fusilado por los tribunales del regimen, atrevase uno de ustedes a decir las verdades y pronto por acoso siniestro deberan huir del pais, eso es viejo, entiendalo si quiere, es la realidad de ese accidente historico, confusionismo y demagogia al humilde, honesto y bondadoza pueblo de Cuba, atrevanse si pueden a decir una sola verdad, que discrepe de las ordenanzas del amo.

  12. Esteban Morales, reitero nuevamente la madurez de su argumento, y le sugiero tenga en cuenta, que mas que la posicion economica, el racismo de los cubanos hacendados, les robo la independencia legitima y evidente, al ejercito libertador, fueron los cubanos racistas, temerosos de la victoria del Ejercito lidereado por hombres de la talla de Maceo, Garcia, Gomez, los que propusieron a traves de cartas a congresistas del Sur esclavista, poniendo en amenaza a demas su poder economico basado en la esclavitud, los que propisiaron la demanda en el Congreso de declarar la guerra a Espana, sin otro fin real que el de impedir que Cuba, lograse por sus fueros la libertad, ademas le facilto la informacion del genocidio del Partido del color, en la zona de la Maya, Songo, donde mas de seis mil negros fueron acribillados en solo un par de meses del 1912, entre estos miembros del Ejercito participo el propio hijo de Jose Julian Marti y Perez.

  13. Jamás decimos mentiras en este espacio. En Cuba no hay fusilados hace 9 años y las mazmorras están en Guantánamo, operadas por el gobierno de Estados Unidos.

  14. Tenemos puntos de vistas diferentes, esclavitudsutil. Creo que las discrepancias en las opiniones no deben llevarnos a la ofensa. Son fenómenos bien complejos en el orden de lo político – social por los que ha atravesado nuestra Patria en cientos de años. Cuba si es excepcionalmente legítima. Su noble pueblo con toda su riqueza espiritual, política, moral y multiplicidad étnica está conformado por hombres y mujeres extraordinariamente valientes, que no callan lo que piensan ante nadie, y no hincan la rodilla ante amo alguno. Los gobiernos de EUA durante estos 53 años tienen vasta experiencia de ello, pero desde el siglo XIX ya conocían nuestra estirpe indoblegable. Muchos de nuestros hombres y mujeres, combatieron, combaten y combatirán con las armas y las ideas, no necesitan ofender para imponer sus puntos de vistas.

    Para frustración de algunos Cuba existe y avanza. Cuba con su Revolución existirá siempre, porque a hombres y mujeres como los descritos en el anterior párrafo, les sobra coraje para enfrentar a los que la abandobaron en su momento, VENCIDOS. En 1959, parte de los que la abandonaron tenían sobre sus espaldas muchos crímenes. Los que no pudieron huir pagaron justamente con sus vidas toda la carga de dolor que llevaron a muchas familias cubanas (20 000 cayeron de una forma u otra). Todo históricamente documenttado. Hoy los “martíres” que los enemigos de la Revolución presentan, no lo pueden sustentar ante ninguna circunstancia. Ni incluso experimentados oficiales de seguridad y actividades subversivas norteamericanos le han podido dar crédito, por una sencilla razón: son fabricados y exageradas las situaciones que alrededor de estos hechos se presentan. El mercenarismo prevalece. Es su modo de vida. El gobierno norteamericano a través de la USAID, la NED y otras agencias, financian las operaciones. Las 3000 víctimas del terrorismo impulsado por los gobiernos de EUA y la mafia cubano – americana, son un hecho tangible bien probado. Hoy parte de sus responsables viven tranquilamente sin problema alguno, con su pellejo a buen recaudo y recibiendo aún jugosas cantidades de dinero por sus “hazañas” y servicios prestados a un gobierno extranjero. Es inobjetable.

    Hay muchos cubanos que emigraron a Estados Unidos o a otros países del mundo, por las causas que fueren (económicas fundamentalmente), los cuales quieren a su Patria y la defienden, no denigran a su pueblo. No necesitan hacerlo (y no siempre pueden expresar libremente sus criterios, eso es bien conocido). Martí, Maceo, Gómez, Guiteras, Frank País y muchos otros que ofrendaron los más valioso que tenían, sus vidas; viven hoy más que nunca en todos los cubanos dignos.

  15. esclavitudsutil. La verdad es relativa y no absoluta. Nuestra verdad la hemos defendido con argumentos fundados que anulan el peso que le atribuye. No hemos hecho otra cosa que debatir ideas enfrentando el intercambio. No se ha expuesto un elemento que usted haya podido refutar con solidez; por tanto sobra lo de la mentira y la falacia. Usted no cree?

  16. Y tal vez no habrá fusilados, pero que tal mitines de repudio, muertes fabricadas como la de Laura Pollan, Wilman Villar, Orlando Zapata, etc. etc.

  17. Sandra. Agradecemos que reconozca que no hay fusilados, porque es una gran realidad… no cabe el “tal vez”, aunque respeto su opinión…. En cuanto a las demás muertes fabricadas, aporte al menos una prueba por cada caso, si dispone de ellas. Estamos dispuestos a intercambiar argumentos

  18. Excelente trabajo de Esteban, es una lastima que elesclavo americano tenga tan escasos conocimientos sobre la verdadera historia de Cuba y las intenciones de Marti y su delegado en Cuba, no el delegado que quedo’ alla’ y que despues fue presidente ysolicito’ intervencion yanqui….

  19. CERDO SIGUES MANIPULANDO COMO TU AMO, LA INFORMACION, ERES UN LEGITMO COBARDE!!!!@!

  20. Frank Ruiz, bien rápido que agoto sus argumentos, ya solo atina a ofender sin base, comprendemos su impotencia. Carece de ideas para continuar el intercambio. Podemos echarle una mano y ayudarlo a comprender muchas verdades, que se resiste a interiorizar. Seremos solidarios y usted nos lo agradecerá. Aprovecharé esta oportunidad para aclarar algo sobre los llamados “mitines de repudio”. Se lo quedé debiendo a la amiga Sandra. En el 80, cuando el Mariel, personalmente presencié varios mitines en mi barrio. En el Cerro, un barrio difícil. Inexorablemente los que estaban al frente de estos mitines eran personas simuladoras y oportunistas que bien rápido cambiaron de bando como tomarse un vaso de agua y se marcharon de Cuba, y bien duros fueron gritando, yo los ví, seguramente ustedes conocen casos similares, Cuando regresaron de visita a nuestro país se dejaban ver bien poco. Muchos revolucionarios verdaderos respetaron y esto no significó que cuando hubo que enfrentar con decisión y firmeza a individuos inescrupulosos e irresponsables estimulados por los instigadores de siempre, pagados por los yanquis, no se haya dado una respuesta contundente justo a la medida..

  21. Los estados unidos reanudaron sus condenas a muerte desde 1977, han sido condenas a muerte alrededor de 1200 personas, desde el 2000 se ejecutan alrededor de 59 personas al año, y unas 3200 se encuentran en el corredor de la muerte. Primero deberías instruirte antes de comentar. Qué me dices de eso, de ese país que trata de darnos lecciones de derechos humanos. Cuba ha aplicado la pena de muerte solamente en casos extremos, como ocurrió con la ola de secuestros de aviones en el año 2003, en plena guerra contra Irak y los americanos amenazando con que Cuba era la siguiente. Si dices que ser martiano es ser contrarrevolucionario, te sugiero que vayas a la biblioteca nacional, o a alguna municipal, y busques las obras de martí, las leas, y entonces, sabrás que es ser martiano, apátrida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.