¿Quién politiza el deporte?


José Manzaneda
José Manzaneda

José Manzaneda

El modelo de deporte profesional de élite es intocable en los grandes medios, que comparten con los clubs de fútbol, baloncesto o béisbol negocios millonarios (1). Un debate público crítico sobre este asunto está, a día de hoy, sometido a una implacable censura.

Por el contrario, a cada rato leemos en la prensa noticias y reportajes que demonizan –o ridiculizan- el modelo deportivo de Cuba (2), un país que, con mínimos recursos y frente a la enorme presión del deporte profesional, ha tratado de preservar –con inevitables adaptaciones- el espíritu deportivo original (3).

Un ejemplo lo tenemos en una entrevista reciente del diario español “El Mundo” a José Ramón “Gallego” Fernández, el Presidente del Comité Olímpico Cubano (4), en la que lo más importante para el lector –al parecer- es saber cuánto tardó el dirigente cubano en recibir al periodista: “los apparatchik son igual en todas partes –leemos en un texto que parece sacado de una novela de la Guerra Fría-. La desconfianza es su lenguaje. Llamadas, acreditaciones y hasta recomendaciones son necesarias hasta recibir, días después, la instrucción definitiva: “Llame usted el lunes, a las nueve en punto, a este teléfono”.

Curiosamente, el mismo periodista -Orfeo Suárez- aceptaba deportivamente, hace un tiempo, que los presidentes del Real Madrid y del Barcelona, principales clubs de la Liga de Fútbol Española, rechazaran sus peticiones de entrevista (5). ¿Creen Vds. que leímos una línea sobre ello en las páginas de “El Mundo”? ¿Calificó el periodista a estos capos multimillonarios como los “aparatchick” del sistema… capitalista?

Recordemos que Orfeo Suárez, hoy redactor jefe de Deportes del diario “El Mundo”, es autor del libro “Los Cuerpos del Poder”, que aborda –nos dice- la “utilización política del deporte” (6). En el prólogo, leemos que “todos los regímenes políticos, cualquiera que sea su fundamento y su ideología, están de acuerdo (…) en la utilidad política del deporte” (7). Pero, curiosamente, si nos adentramos en el libro, este no habla de “todos los regímenes políticos”, sino solo de algunos: la Unión Soviética, Yugoslavia, China, Rumanía, Irán y, por supuesto, Cuba (8). Pero ¿y los gobiernos de Europa, o el de EEUU? ¿No han utilizado el deporte para sus fines políticos?

La portada de la última edición de este libro no tiene desperdicio: en ella aparece Maradona con un tatuaje del Che Guevara en su brazo (9). Es decir, el Che, tradicional símbolo de la lucha contra el Poder por excelencia -el Capital- es reconvertido –por obra y gracia de la industria editorial- ¡en símbolo del propio Poder! 

La figura de Maradona sirve también al autor para denostar a Cuba, y para equiparar la dictadura fascista argentina de los 70 con la Revolución cubana: “Desde Jorge Videla a Fidel Castro el jugador (Maradona) ha conocido todas las versiones posibles de instrumentalización política”, leemos. Y remata: “Castro no perdió oportunidad de ofrecer el Edén socialista a un mártir del capitalismo” (10), en referencia a la ayuda que ofreció Cuba al jugador para tratarse de su toxicomanía (11).

No por casualidad el epílogo de la última edición de este libro es firmado ¡por Raúl Rivero!, un anticastrista hoy en nómina del diario “El Mundo” y, durante años, periodista a sueldo de las agencias USAID y NED, pertenecientes al Gobierno de EEUU (12). 

Mientras, desde su puesto de redactor jefe de Deportes del periódico “El Mundo”, este crítico de la “utilización política” del deporte no mercantilizado por el que sigue apostando Cuba (13), realiza cada día una encendida defensa y promoción del negocio capitalista del fútbol (14). Y también de otras manifestaciones ideológicas, como el más rancio nacionalismo español, exhibido en otro de sus libros: “Yo soy español” (15)-. Pero, por supuesto, esto… no tiene nada que ver con la política. 

*Cordinador de Cubainformación.

(1)   http://www.rebelion.org/noticia.php?id=33842

(2)   ttp://www.mundodeportivo.com/futbol/america/20150609/20407287498/osvaldo-alonso-el-desertor.html

(3)   http://www.ecured.cu/index.php/Deporte_en_Cuba

(4)   http://www.elmundo.es/deportes/2015/03/03/54f58618268e3e2a798b4574.html

(5)   http://www.puntoencuentrocomplutense.es/2010/01/orfeo-suarez-tiene-que-existir-una-alternativa-a-este-tratamiento-del-futbol-cada-vez-mas-frivolo/

(6)   https://www.ucjc.edu/2015/03/el-profesor-orfeo-suarez-publica-el-libro-los-cuerpos-del-poder/

(7)   http://www.culturamas.es/blog/2015/02/17/deporte-politica-y-cultura-en-los-cuerpos-del-poder-de-orfeo-suarez/

(8)   http://www.elcultural.com/revista/letras/Los-cuerpos-del-poder/36301

(9)   http://www.rocaeditorial.com/es/catalogo/sellos/roca-editorial-5/los-cuerpos-del-poder-1866.htm

(10)          http://issuu.com/rocaeditorial/docs/los_cuerpos_del_poder-orfeo_suarez-

(11)          http://www.pagina12.com.ar/2000/00-01/00-01-18/pag16.htm

(12)          http://www.rebelion.org/hemeroteca/cuba/040518rivero1.htm

(13)          http://www.elmundo.es/cultura/2015/02/25/54ee091322601dbf188b4575.html

(14)          http://www.elmundo.es/social/usuarios/orfeo_suarez/

(15)          http://www.periodistadigital.com/24por7/futbol/2012/12/05/orfeo-suarez-seleccion-espanola-yo-soy-espanol.shtml

10 pensamientos en “¿Quién politiza el deporte?

  1. Recomiendo a Suárez asomarse por México y escribir sobre la auténtica politización del deporte.
    En recientes elecciones políticas a alguien se le ocurrió organizar y difundir en cadena nacional un encuentro “amistoso” de futbol entre las selecciones de México y Brasil.
    Ello, además de servir para distraer y desalentar el voto, fue aprovechado para que algunos jugadores y el propio director técnico de la selección mexicana indujeran el voto a favor de determinado partido político.

  2. Muy buen artículo, pero lamentablemente en Cuba, también se politiza, y mucho, el deporte, pues si no, ¿qué es la pérdida del derecho a representar a nuestro país de los que incursionan por su cuenta en ligas foráneas? O el destierro por 8 años al que se ven obligados los que se van de manera ilegal o que abandonan delegaciones competitivas, incluso aún después de terminar su competición…
    En fin, si bien el deporte revolucionario siempre ha sido un orgullo patrio, la Patria no es solo de los que nos sentimos comprometidos con la Revolución. Es de todos, siempre que la respetemos.

      • No todos hablan , eso tu lo sabes Iroel sin embargo el destierro es para todos, no creo que se mencione en Cuba lo que hizo Jose Dariel Abreu para llevar un equipo infantil de Cuba a una competencia en Disney, Orlando.

  3. No, la mayoría de los que están en EE.UU. tampoco han hablado mal de Cuba (o criticado al gobierno que se supone debe ser un derecho). Además, sabemos que los que van para EE.UU. se acogen a la Ley de Ajuste para obtener las facilidades que esta da, pero no porque se sean perseguidos políticos. Pero, ¿por qué se le aplica a los deportistas lo que no se le aplica a los otros cubanos, salvo a los médicos, si se acogen a la Ley de Ajuste???

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s