Virulo: “No vivo complaciendo a un público ni una tendencia”


virulo2No es norma en La pupila insomne reproducir textos de la prensa cubana pero me parece muy importante esta entrevista a Virulo publicada en Cuba sí porque aborda temas esenciales en la lucha ideológica como la economía política de la cultura, la libertad creativa, el humor político y el papel de las instituciones en esos asuntos, generalmente excluídos de nuestros medios de comunicación y que es imprescindible discutir si queremos asumir con un mínimo de coherencia la creciente hegemonía de la subcultura  miamense, la guerra cultural en que estamos inmersos, y los profundos retrocesos que hemos experimentado  frente a ella.

Lo hacemos además porque aquí Virulo, que es sin dudas un clásico de nuestra cultura, aborda su nueva producción discográfica mucho más allá de la imagen simplificada –La sátira de Virulo al restablecimiento de relacioneslo han llamado cuando es mucho más que esoque del disco han dado agencias de prensa y corresponsales extranjeros que pretenden darnos lecciones de política cultural y buen periodismo.

Cuba sí, yanquis ¿qué? Humor made in Virulo

Elizabeth López Corzo

Alejandro García, “Virulo”, sigue siendo un maestro del humor cubano.  Uno de esos humoristas que conoce el punto exacto de confluencia entre diversión e inteligencia.

Alejandro García “Virulo” sigue siendo un maestro del humor cubano, que es como ser un eterno observador o un analista de nuestra realidad. Así son los buenos humoristas, lo que no pretenden arrancarnos la risa con frases vulgares o chistes gastados, sino los que hablan espontáneamente de lo que les rodea y conocen el punto exacto de confluencia entre diversión e inteligencia.

Su más reciente álbum “Cuba sí, yanquis ¿qué?” (EGREM 2015), solo por el título tan oportuno seguramente será arrasado de las tiendas de discos de música. Y cuando la gente lo escuche y se riegue la voz, este correrá rápidamente por nuestras memorias flash y quemadores porque es un producto delicioso, dedicado exclusivamente a hacernos pensar y ser felices.

La inventiva de los cubanos, las situaciones surrealistas que suceden en nuestra isla, la gracia que tenemos para sobrevivir en medio de los problemas y muchos más son algunos de los temas cantados por Virulo en este fonograma.  Virulo, quien lleva más de 40 años haciendo humor, siempre saca una carta bajo la manga que nos sorprende, de pronto aparece una nueva oportunidad para la carcajada.

Durante la presentación de “Cuba sí, yanquis ¿qué?” este martes, en el Pabellón Cuba, conversamos con Virulo:

Este es un disco que llega después de un tiempo de no grabar en Cuba. Es diferente porque trata el tema de las relaciones Cuba-EEUU o es más de lo mismo de Virulo?

Yo no puedo dejar de ser Virulo. Hablo como lo he hecho siempre en toda mi vida. Cada disco es un hijo nuevo. “La historia de Cuba” fue una cosa, en México hice unos 15 discos de distintos tópicos. Últimamente he estado realizando discos de presentaciones en vivo y este de ahora es un álbum de estudio. Es diferente.

Ya tengo terminado otro más, “Por la izquierda”, es sobre Cuba. También lo haré desde México. La idea de hacerlo allá viene de las posibilidades para que este circule pues esa disquera tiene convenio con Amazon y esa es una vía para su comercialización. Ya el disco como producto físico no funciona como antes, las redes digitales lo colocan rápidamente en todas partes del mundo. También licenciaremos el disco para Cuba.

¿Los que escuchen “Cuba sí, yanquis ¿qué?” encontrarán canciones de humor político o hay algo más?

Hay algunas cosas personales en este álbum, pero cuando lo escuchen comprobarán que todos los temas están relacionados con la idea de Cuba sí, yanquis ¿qué?

Decía el director del Centro Promotor del Humor, Kike Quiñones, que en Cuba es muy difícil desligar el humor de la política. En su opinión, ¿el humor que se hace hoy en Cuba está teniendo un resultado feliz?

Creo que en este momento el humor cubano depende de lo económico. El público que quiere consumir un humor más inteligente, reflexivo, refinado, político… no tiene dinero para ir a los centros nocturnos donde actúan los humoristas.

En Cuba vivimos una pirámide invertida, los que tienen dinero aquí no son precisamente los más inteligentes o preparados. Yo soy arquitecto y veo cómo viven mis amigos, que, son gente de respeto, con doctorados, pero pasan mucho trabajo para vivir. Eso influye en el teatro, en la cultura, en el consumo.

¿Virulo también hace espectáculos en centros nocturnos que cobran en cuc?

No tengo esa necesidad porque hago mis espectáculos fuera de Cuba. Si no tuviera la agenda que tengo en el extranjero, sí tendría que actuar en centros nocturnos, y no sé cómo me iría. No creo que me iría bien.

¿Va usted a ver actuar a los otros humoristas cubanos?

Sí. Acabo de estar en el Aquelarre. Hay cosas que me gustan, otras me molestan, algunas parecen sobrevaloradas, como el costumbrismo que ya había superado en mi época.

Recuerdo que en mis tiempos los humoristas querían parecerse a Les Luthiers, a Woody Allen. Los de ahora quieren parecerse a Alexis Valdés. Y con todo mi respeto y cariño Alexis no tiene ese nivel, aunque él es mi amigo.

Muchos humoristas hoy lo que quieren es ganar dinero. Realmente eso es válido, todos queremos ganar dinero. Pero en mi época eso no era lo más importante.

Independientemente del dinero un humorista tiene que actuar a partir de su pasión, ¿no?

Un profesional sabe cómo hacerlo, pero ¿en función de qué?

¿En función de qué lo hace Virulo?

Yo hago humor en función de lo que yo pienso. Por suerte tengo mucho público en el extranjero, es un público que paga bien. Por ejemplo el espectáculo que hicimos aquí en Cuba con Ernesto Acher (ex Les Luthiers) lo hemos llevado por varios países. Mis conciertos en el extranjero los vendo para un público de profesionales, son gente que me recuerda al público que había aquí en Cuba.

¿Y cómo recuperar entonces ese público cubano que le gusta a Virulo?

Creo que donde único se puede recuperar es en los teatros. Me gustaría mucho presentar este disco en un teatro, pero no me han dicho nada sobre eso. Yo llevo seis años en Cuba tratando de hacer una gira nacional y no lo he logrado. Por falta de interés mío no ha sido porque cuando lo he intentado me he topado con una red que me ha obstaculizado. He hablado con las instituciones y cuando ven que no hay “nada más” no me concretan nada. Y eso que se trata de mí que soy respetado y querido en mi país.

¿Cuánto cambia un show hecho en Cuba con respecto a los que hace en el extranjero?

No cambia en nada. Yo trato de hacerlos iguales. Mi obra es universal. “Cuba sí, yanquis ¿qué?” es un espectáculo que ya he hecho en México. Tanto esa canción como el resto del disco se entienden perfectamente en cualquier país porque tiene que ver con aspectos humanos. No somos tan distintos del resto del mundo.

Virulo siempre ha logrado conectar con el público cubano porque ha sabido extraer de la sociedad asuntos que nos hacen reflexionar y reír. Eso es un don que no todos poseen, ¿cuál es el secreto de Virulo?

Eso es un misterio para mí. Yo trato de ser espontáneo, de decir lo que pienso y lo comparto con la gente. Siempre digo que quiero un público que sea mi cómplice.

Después de tantos años dedicándose a hacer reír a los demás, ¿podría decir que usted es un hombre feliz?

Bueno, yo me divierto mucho. Tengo 60 años y me he divertido mucho en mi vida. Empecé esta carrera muy joven y he tenido la suerte de poder vivir de ella, eso ya es una dicha. No vivo complaciendo a un público ni una tendencia, me complazco a mí mismo. Trato de ser consecuente conmigo y trato de que lo que digo me haga feliz a mí primero. Si no estoy convencido de lo que voy a decir, cómo podría hacer felices a los demás. (Tomado de Cuba sí)

Leer además:

20 pensamientos en “Virulo: “No vivo complaciendo a un público ni una tendencia”

  1. Iroel:

    Todo muy bien con Virulo, pero me quede esperando mas de la entrevista de acuerdo a la introduccion que hiciste. Yo admiro a Virulo porque lo creo un humorista que ha hecho y hace historia en su genero, pero si su humor no llega a nosotros, los de a pie en Cuba pues nada, de que nos sirve.
    Mira, el lleva 6 meses en Cuba, (analisis aparte, porque como se puede cantar al Periodo Especial sin haberlo vivido?), y no ha podido hacer la gira nacional que desea hacer. Ya sabemos como son las instituciones burocratico/institucionales en Cuba……..pero……y por que no se lanza en una “Gira humosritica interminable por los barrios de Cuba”?. Eso lleva mucho esfuerzo y recursos al margen de instituciones…y ya sabemos que eso requiere sacrificio incluso personal.
    Estara Virulo dispuesto?
    Con el mayor respeto……es muy facil (o a lo mejor no tanto) hacer humor en el extranjero, hacer el dinero y luego venir y hacer !Cuba si, Yanquis que”.
    Y como quedamos nosotros, los que necesitamos ese humor en los barrios y que no podemos ir ni a un teatro, al menos hasta que no baje el precio de la leche en polvo, el aceite y la cebolla.?
    Hacemos Revolucion o no?
    Nota: Creo validos los criterios de Virulo sobre el humnor actual y sobre Alexis Valdes.

    Saludos

    Orestes H

  2. si se mete en los barrios tendra el exito garantizado.
    Posiblemente este dispuesto, pero concretarlo es otra cosa, y alli insisto hace falta decidirse a pesar de los pesares y contra todos los sinsabores y berriches que eso lleva.
    El Conjunto Nacional de Espectaculos fue un proyecto de ese tipo, que la gente vio mucho en muchos lugares, y se iban a la isla de la juventud en formatos diferentes y luego recorrian el pais en otros formatos adaptados. Virulo fue creador y artifice de eso.
    Ahora, amigo Iroel, es cuando de verdad hace falta ese espiritu.
    Si tienes manera de hacerselo saber, dile a Virulo, al menos de mi parte que su contribucion al desarrollo y la salvacion no solo de la cultura, sino a la educacion de las nuevas generaciones pasa por eso. Y la gente se lo va a agradecer y la Cuba que todos queremos, si logramos contruirla para el futuro de nuestros hijos se lo va a agradecer.

    Saludos,

    Orestes H

  3. Iroel:

    Pienso haber entendido las diferencias que marcó Virulo entre el humor que se practica hoy “profesionalmente” en nuestro país y el humor inteligente; y, también lo que quiso señalar con respecto a la calidad del público que lo consume (como que la oferta termina por adaptarse a la descerebrada demanda).

    Tienes toda la razón en considerar triste que lo que triunfa afuera fracase aquí, pero es parte de nuestras contradicciones: lo fácil y descerebrado es muy cómodo para todos (productores, consumidores y controladores), una forma de no buscarse problemas y no hablar más de lo debido.

    Todos los que hemos ido a un teatro a ver algo de “humor inteligente” sabemos que este, en una buena parte de las veces, no es “apto para el consumo de las masas”, por lo que nunca podría, por ejemplo, llegar a nuestra tv (que de sosa se pasa). Di tú, encontrar un apoyo institucional dentro de la maraña de los enemigos de cualquier cosa que suene rara… ¿Un viejo canoso haciendo pensar a le gente? No, gracias, prográmame un concierto de los Ángeles para esa noche, que eso es lo que le gusta “al pueblo”.

    Salu2

    • En Cuba lo fue en los años 80.
      Y debería continuar siéndolo según lo aprobado en la Conferencia del Partido:

      Objetivo No. 59. Garantizar que los proyectos culturales, dirigidos a nuestro pueblo, se diversifiquen, enriquezcan la vida espiritual en las comunidades, revitalicen las tradiciones, lleguen a los lugares más recónditos y excluyan enfoques mercantilistas u otros de diferente naturaleza que distorsionen la política cultural.

      Objetivo No. 60. Desarrollar la crítica artística y literaria, franca y abierta, con énfasis en las insuficiencias y virtudes de la obra cultural, de manera que contribuya a elevar su calidad, preservar nuestra identidad y respetar las tradiciones.

      Objetivo No. 61. Promover a escala masiva, mediante el trabajo integrado de las instituciones culturales, medios de comunicación, directores de programas, espectáculos, artistas e intelectuales, instructores de arte y promotores, la capacidad de apreciación artística y literaria y el fomento de valores éticos y estéticos, así como la erradicación de manifestaciones de chabacanería y mal gusto que atenten contra la dignidad de las personas y la sensibilidad de la población.

  4. Si, pero estos 20 años han sido unos muy especiales 20 años. Yo entiendo que Virulo es un gran cronista y que como dices Iroel el arte queda, pero para los cubanos, lo de a pie, estos han sido unos 20 años muyyyyyyy duros y aunque respetamos a los que no han estado, o los que han estado intermitentemente, como es el caso de Virulo, ciertamente y con sinceridad no los miramos igual (al menos yo).
    Digamoslo de esta manera, los miramos con otra perspectiva.
    Yo insisto que la gente de los barrios valora mucho quien los acompana, y ya vemos la respuesta a la Gira interminable.
    Y conste que no hablo solo de artistas, hablo de funcionarios, hablo de todos los estratos y sectores sociales.

    Orestes H

    • Nada es absoluto Orestes, tal vez Virulo nos acompañe más que otros que se han quedado y no se han propuesto ni para ir a la esquina si no es a cambio de lo que él llama “nada más”. Yo también “no hablo solo de artistas, hablo de funcionarios, hablo de todos los estratos y sectores sociales” que como dice “cuando ven que no hay “nada más” no me concretan nada”.

  5. Lo más fuerte de la entrevista, lo que más daño hace, lo que verdaderamente indigna, es esa realidad que describe Virulo cuando dice: “He hablado con las instituciones y cuando ven que no hay “nada más” no me concretan nada.” MUY DURO!

  6. Iroel, Virulo vino a una de las Peñas que hacíamos mensualmente por la liberación de los CINCO. Fue una de las primeras donde aún no lograbamos muchos participantes y me dió una pena tremenda con el cuando llegó al cenicero (en esa ocasión la hicimos allí) y vió la poca gente que había y me preguntó si la FEU no era capaz de convocar como en su época. La concurrencia logramos mejorarla mas adelante pero ya me dio pena volver a convocarlo.
    Hace unos días viendo el Aquelarre pensaba el por qué no traíamos sesiones del mismo a la CUJAE de donde salieron muchos de esos humoristas que hoy se presentan ahí y creo que no es fácil lograr cosas pero debemos esforzarnos por hacerlo.
    No se si Virulo leera estos comentarios pero si lo deseas me puedes llamar y te doy su teléfono para que le digas todo esto. Creo que usando la sombrilla de la CUJAE, que estoy seguro que para mi, para ti y para el significa mucho, podamos mover algo de esto.
    ¿Qué te parece? Espero por ti.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s