Si la derecha va al gobierno, el pueblo a las barricadas. Por Ángel Guerra Cabrera


Mauricio Macri no ha hecho más que realizar su largamente anhelado arribo a la Casa Rosada y ya reconfirmó sus credenciales como hombre del partido del dinero y el orden, que no se anda con chiquitas ni remilgos cuando de imponer las políticas neoliberales se trata.  Cero impuestos a los terratenientes y subida de los precios de los servicios públicos a partir de enero.  Cualquier parecido con las políticas económicas de la dictadura militar de Videla, que lo enriqueció, y con los gobiernos de Ménem, que lo siguieron enriqueciendo, no es pura coincidencia. A partir de ahora, los de abajo a joderse y los de arriba a recuperar la mayor o menor tajada que se vieron forzados a ceder, pareciera ser el mensaje, se mire a Argentina o a Venezuela.

Por supuesto, no podía faltar el decretazo del flamante mandatario para llevarse de encuentro a la vapuleada Ley de Medios puesto que su imagen y candidatura se gestaron en los laboratorios de publicidad y las redacciones del conglomerado mediático Clarín y del diario La Nación, ambos  también cómplices y privilegiados beneficiarios de la dictadura y del menemismo.

Los decretos suscritos por el flamante mandatario carecen de legitimidad al no corresponder con las luchas e intereses del pueblo argentino, cuando no de ilegalidad, como es el caso del nombramiento, pasando sobre la soberanía del Senado, de dos jueces de la Corte Suprema de Justicia. Para colmo, ligado uno al Banco Mundial y el otro, integrante del Opus Dei.

Tan palmariamente inconstitucionales han sido esos nombramientos, que varios miembros de la coalición que llevó a Macri al gobierno se han deslindado de ellos.  Pero es muy chistoso que los mismos medios que antes golpeaban tanto a Cristina Fernández, arguyendo -entre otras mentiras-, su no apego a la institucionalidad,  hoy callen estruendosamente ante los enormes atropellos a la misma del ex gobernador de la provincia de Buenos Aires.

En el caso venezolano vemos una contrarrevolución que está actuando y amenazando desde una subestimación de la fuerza del pueblo y una sobrestimación de su propia fuerza. Con solo que hagan la mitad de lo que han declarado, o se sabe que proyectan hacer aprovechando sus escaños parlamentarios, no tardarían en provocar una furiosa reacción popular en su contra.

Por no mencionar las amenazas de sacar a Chávez del Cuartel de la Montaña, donde reposan sus restos, que podría muy bien convertirse en la chispa que desencadenara un derramamiento de sangre de pronóstico reservado, con todo y el enorme patriotismo, aplomo, disciplina y contención que ha mostrado la Fuerza Armada Nacional Bolivariana ante crispantes situaciones que la han puesto a prueba. El último caso han sido los alocados insultos a líderes militares por personeros del campo enemigo del proceso bolivariano, al percatarse de su inmutabilidad ante lisonjas y guiños.

En resumen, la contrarrevolución se propone desmantelar los  gigantescos logros sociales de la Revolución Bolivariana, entre ellos la independencia del país y entregar a Estados Unidos los primeros recursos del mundo en hidrocarburos.

Ante este panorama amenazador de conquistas sociales y civilizatorias en los dos países mencionados, parece necesaria la vuelta al combate en las calles de ese sujeto revolucionario creado por los movimientos populares y los nuevos gobiernos independientes latino-caribeños. Chavismo es su nombre en Venezuela pero está distribuido del río Bravo a la Patagonia.

Ese sujeto equivale hoy en América Latina y el Caribe(ALC) al proletariado. Aquel al que Marx consideró en la Europa occidental y central del siglo XIX el encargado de encabezar la revolución socialista. Hoy su tarea inmediata es impedir la restauración conservadora, preservar las conquistas sociales y la nueva cultura política conseguidas a partir del levantamiento indígena de Chiapas(1994) y la llegada de Hugo Chávez a la presidencia de Venezuela, continuar demoliendo el neoliberalismo en nuestra región hasta las últimas consecuencias.

Afirmar que ahora sí termina el “ciclo progresista”, como lo han bautizado, porque haya sido electo por la mínima un presidente de derecha en Argentina, por la amenaza de desafuero contra la presidenta Dilma Rousseff o por la muy sensible conquista del parlamento a manos de la contrarrevolución en Venezuela es no conocer la historia de ALC.  Entramos en una fase más difícil y compleja de la lucha por la segunda independencia de nuestra América.

Twitter:@aguerraguerra

25 pensamientos en “Si la derecha va al gobierno, el pueblo a las barricadas. Por Ángel Guerra Cabrera

  1. “Un perro ladra en la noche”

      Lacalma regresa al rancho, las sombras en un alud abrigan con su quietud al gallo, al pato y al chancho. El cielo cuelga en un gancho sus astros de medianoche y en aparente reproche, “entre montes y sabanas”, oyendo voces lejanas “un perro ladra en la noche”.

      Alex Díaz

    República de Panamá.

      “Entre montes y sabanas”

      En mi rancho no hay silencio

    porque mi guitarra sola

    mueve las cuerdas y enrola

    el folclor donde me agencio.

    Lluvia de notas presencio

    que hacen remover mis canas.

    Las melodías cubanas,

    fugándose entre horizontes,

    vuelan igual que sinsontes

    “entre montes y sabanas”.

      Ramón Espino Valdés

    Cuba/México.

  2. Un análisis realista de lo que está ocurriendo por estas tierras que se prevén convulsas .El imperio no ha cesado de utilizar su demoledora arma mediática, para bombardear a la población con sus deformaciones toxicas, mentiras e intoxicaciones que han tenido efectos devastadores. Quizás ahora la izquierda haya conseguido aprender el poder devastador de esta arma para derrumbar trincheras morales y tome providencias, no solo en la necesidad de implementar las armas mediáticas propias sino en otras armas que sean genuinas de la clases trabajadora, armas con las que solamente se podrá hacer la revolución.
    http://beniezu.blogspot.com.br/2015/12/venezuela-sera-viable-la-revolucion.html

  3. Pingback: Si la derecha va al gobierno, el pueblo a las barricadas. Por Ángel Guerra Cabrera | lastcokeofdesert

  4. Un error secundario: Macri es ex Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) Es el distrito con mayor PBI per cápita, el de mayor presupuesto, y donde su ineptitud se hizo más palmaria. El ex Gobernador de la Provincia de Buenos Aires es su amigo Scioli, quién declaró, apenas resultara Presidente electo Macri, “Macri sabe que puede contar conmigo”.
    La única fuerza que no se reunió con Macri fue el Frente de los Trabajadores y la Izquierda. Del Caño le respondió a Macri que no puede haber ningún acuerdo entre ajustadores y ajustados.
    La movilización de La Cámpora por la Ley de Medios fue sectaria. Se limitaron a exigir que sigan en el aire 6,7,8 y TVR. Ninguno de esos medios representa en lo más mínimo a la izquierda (salvo que la “izquierda” sea, exclusivamente, el kirchnerismo, Y, habría que estirar la idea de “izquierda” como un chicle, para que entre) A lo largo de su trayectoria se limitaron a invitar a funcionarios del Gobierno, o a sus apologistas, y en los paneles los “debates” eran sólo un reparto de elogios entre los panelistas, una temática repetitiva sobre las mentiras mediáticas, y una ausencia absoluta de la izquierda, y de los temas que hubiese incorporado.
    Ahora, aunque las bases kirchneristas, y la izquierda, hierven, hay una deserción total de referentes que encabecen la resistencia, a pesar de los gigantescos motivos que da el Rey Mauricio I para el estallido social . Ahora se entiende, y de la manera más dolorosa, lo que significaba “no ponerle palos en la rueda” al nuevo Gobierno.
    ¿Acaso no pueden los parlamentarios en funciones, de mayoría del FpV, movilizarse para exigir que el rey absolutista llame a sesiones extraordinarias? Ese sinvergüenza tiene la intención de gobernar por Decretos de Necesidad y Urgencia (DNU) hasta que comiencen las sesiones ordinarias, en marzo. Si se considera que en los primeros cinco días de gobierno firmó 29 DNU, la perspectiva debiera hacer que den la cara ya mismo los legisladores del FpV y los de la izquierda.
    Macri especula con la desmovilización normal, histórica, que acompaña a las Fiestas de Fin de Año, y con la cantidad de trabajadores que estarán de vacaciones en enero y febrero, cuando las respuestas sociales son mínimas.
    La criminalidad de las medidas que ya tomó, es sólo el inicio muy anunciado. El radical Sanz, un “prócer” que movía la colita con Macri y Vidal en el triunfo, se negó a integrar el Gobierno, y está desaparecido en acción. La “garante de la moral política”, Elisa Carrió, campeona mundial en denuncias selectivas a faltas contra la institucionalidad, también desapareció. Liberen a Elisa, por favor.
    Una carta abierta de Charly García explotó en las redes sociales

    http://www.clarin.com/extrashow/fama/Charly_Garcia-Patricia_Bullrich-Carlos_Manfroni_0_1486051578.html

    … y, “se llevó puesto” a Manfroni. Imaginen, si esto lo logró una carta abierta de Charly, lo que pudiera lograr la cada vez más inmunda burocracia sindical. Y, aun el máximo representante de los traidores, el camionero Hugo Moyano, desertor del kirchnerismo porque no le dieron los puestos parlamentarios que pedía, tuvo que declarar el “estado de alerta y movilización”. Su reclamo es sectorial. Pide un bono de Fin de Año para los camioneros, de 8000 pesos (el salario íntegro de una mucama) El “estado de alerta y movilización” debiera ser lo que era: una corta etapa de preparación de la huelga y, por lo tanto, la primer medida de lucha. Pero, los burócratas sindicales lo han convertido en un “no vamos a pasar de las palabras”.
    En suma, iremos a las barricadas, como dice Ángel Cabrera, pero creo que esta vez será distinto. La izquierda ya no es un pequeño grupo dentro de la sociedad, y avanza en la recuperación de Comisiones Internas en las empresas. La deserción de tantos charlatanes frente a la ofensiva macrista va a tener consecuencias positivas para el crecimiento de alternativas revolucionarias. Macri está desilusionando a la velocidad del rayo a sus votantes “de a pié” y parece creer que el apoyo que le den los yanquis, los terratenientes y los bancos que se beneficiarán con sus medidas, será suficiente para evitar una crisis galopante de su Alianza minusválida. Las pequeñas y medianas empresas pagarán el costo de su “aperturismo”, y se perderán muchos puestos de trabajo.
    Marchamos hacia otro 2001, desgraciadamente, pero esta vez (espero)

    “Retornarán los libros, las canciones
    que quemaron las manos asesinas.
    Renacerá mi pueblo de sus ruinas,
    y pagarán su culpa los traidores.”

    Un abrazo

  5. Si los pueblos de dejan atropellar nuevamente, serán varias décadas de lucha por delante. La gente tiende a creer lo que la derecha difunde, cuando hay dificultades (creadas por esa misma derecha, muchas veces) y después viene el gran desengaño. Ahí es donde más fallamos. Y lo otro, que es fundamental: cuando se supone que somos los buenos, debemos vernos distintos de los malos. Hay muchos corruptos e infiltrados en las propias filas y eso es lo que más daño hace a la causa. Lo he visto empíricamente aquí en Chile, al menos.

  6. EL REGRESO DE LA ECONOMÍA DEL “PROCESO” (DICTADURA MILITAR) EN LA ARGENTINA, DE LA MANO DE MACRI

    Una remozada versión del neo-liberal-colonialismo

    A escasos días de asumir la nueva hiena que tenemos por Presidente -las anteriores fueron Menem, De la Rúa y Duhalde-, regresó el espíritu de Martínez de Hoz, el “proceso”, Cavallo y el FMI. Millones de imbéciles -no se les puede calificar de otra manera-, gente absurda que no se informa, no lee; gente que carece de conciencia crítica y desprovista de conocimiento histórico contemporáneo, pero colmada de egoísmo pancista, ha convalidado a esta pandilla de cipayos impresentables.

    El intento de centenares de despidos de hoy en el Congreso será seguido por otras variantes en toda la administración pública; el ajuste se hará sentir como nunca en los salarios de activos y jubilados.

    Intentarán incorporar al país en el “Tratado del Pacífico” (“Alca” disimulado) y la invasión de los excedentes de producción en los llamados “países centrales” invadirá Argentina con la consecuencia directa de cierres de empresas y desocupación. Al menos, esto es lo que planean… Que logren el objetivo es otra cosa.

    Aquí veremos si los parlamentarios del FpV y alguna otra fuerza están a la altura de las circunstancias para defender al pueblo trabajador, a los pobres. Duele que sectores de los asalariados y de la mentecata “clase media” se hayan dejado seducir por esta mafia espantosa que se acaba de apoderar del aparato político y jurídico de la Patria.

    Tienen jueces, Corte Suprema y ex funcionarios de la dictadura en el baúl de recursos que legitimen los despojos. Peligrosamente, las Fuerzas Armadas, formadas en la doctrina militar del imperio, permanecen en silencio, agazapadas. Una asignatura pendiente del anterior gobierno. No bastó con bajar el cuadro de Videla. Había que cambiar los planes de estudio y el concepto de Patria y pueblo. Pero no se hizo.

    En las academias y colegios militares se sigue enseñando, con subterfugios, que el enemigo es el pueblo. Aquello que en los 60-70 se llamaba “los fusiles apuntados hacia dentro”; un eufemismo canalla para no delatar que van a sojuzgar al país para rendirlo al imperio, a las corporaciones de la usura internacional, a los buitres, ricos y poderosos.

    Se avecina una tormenta de muy probables y graves consecuencias. Como dijo Rubén Dri… “Vienen por todo y lo harán rápido”. Cada día, una medida tremenda; cada semana, un avance vertiginoso en la ofensiva contra las fuerzas populares.

    Y esto no cierra sin represión. Mucha represión. Es cuestión de tiempo. No demasiado. En cuatro días han asestado fuertes golpes que indican la presencia de una dictadura “legalizada” por una parte de las mismas víctimas futuras.

    • Una cita de un gran dramaturgo alemán, que aplica a la perfección, también en la actualidad…

      “El peor analfabeto, es el analfabeto político. No oye, no habla, no participa de los acontecimientos políticos. No sabe que el costo de la vida, el precio del pan, de la harina, de los zapatos y de los remedios, dependen de decisiones políticas.

      El analfabeto político es tan burro, que se enorgullece y ensancha el pecho, diciendo que odia la política. No sabe que de su ignorancia política, nace la prostituta, el menor abandonado y el peor de todos los bandidos, que es el político corrupto, mequetrefe y lacayo de las empresas, nacionales y multinacionales”

      Bertolt Brecht

      • Muy buena la encuentro…y desgraciadamente es verdad…….el común de la gente (en mi país) es muy ignorante, políticamente hablando y eso quedó muy marcado, desde la dictadura cívico-militar que tuvimos….

    • De acuerdo, Dardo ¿Sabías que le pidieron, en la campaña, a Cavallo que deje de elogiar a Macri, porque es un “piantavotos”, y Cavallo respondió “Prometido”? Esta basura es plenamente consciente de lo que van a provocar. Un saludo.

  7. Que la derecha mandante (los grupos económicos, mediáticos emparentados, el sistema financiero internacional, la CIA, representada por la nueva canciller, Susana Malcorra, a quién Diosdado Cabello calificó como “la CIA en persona”, cuando era jefa de gabinete de Ban Ki Moon, etc.) haya elegido a Macri para liderar los cambios reaccionarios, me suena muy sospechoso. El tipo es un verdadero tarado. Su padre, el magnate, dijo que no le veía “corazón” para ser Presidente. Sergio Massa, en un intercambio de chicanas, le dijo “A mí, al menos, mi papá me vota”, y lo dejó en silencio. Y, el “equipo” que lo rodea (Vidal, Rodriguez Larrata, Marcos Peña, etc.) entre todos, no hacen uno.
    A mi me suena a que esta Alianza es como la que nos llevó al 2001, bajo la batuta de Cavallo. Es un fusible totalmente prescindible, y la burguesía protege a sus partidos históricos, como en aquel entonces. El Presidente, De la Rua, era un pobre discapacitado mental, que se perdía dentro de un estudio de televisión. A Cavallo, mientras cumpliera con su trabajo, le daba lo mismo si era en dictadura militar (fue quién estatizó la deuda privada), en “democracia” menemistas, o en “democracia” anti menemista. Jugador de toda la cancha, nos metió en la convertibilidad después de una bruta devaluación, y al extinguirse la economía nacional, nos sacó de ella expropiando a los ahorristas, y con un estallido social que dejó 20 muertos en la Plaza de Mayo (los alrededores. No nos dejaban llegar)
    Hay demasiadas similitudes como para que sean casuales. Hacen lo contrario de lo que dicen, y luego lo explican con argumentos que a un niño de 8 años le parecerían idiotas.
    Sinceramente, no le veo mucho futuro a Macri. Al igual que De la Rua, cuando haya hecho el trabajo sucio, y su carrera política se haya convertido en un sainete sangriento, le van a soltar la mano, a él y a su tropilla boba. Por algo ya tiene sus desertores, que no integran su Gobierno. No quieren ser arrastrados al precipicio por El Loco.
    Esta vez, no va a ser un estéril “que se vayan todos”.
    Tal vez, no haya mal que por bien no venga. No sería la primera vez que fracasan estrepitosamente los planes imperiales. Tal vez, le venga bien a la Revolución en Venezuela una experiencia concreta, en la Argentina, de lo que puede llegar a causar un Capriles, el Macri venezolano, en la economía nacional, las conquistas sociales, y la paz social.

  8. Pingback: Se la destra va al governo, il popolo alle barricate | progetto cubainformAzione

  9. Pingback: Si la derecha va al gobierno, el pueblo a las barricadas | Cubanamera

  10. Creo q seria bueno que en vez de estar haciendo barricadas se les ganara en las elecciones. Si sus medidas son malas para los muchos y buenas para los pocos, no tendrán nada que hacer cuando el pueblo elija que quiere.

      • Coño, esa sí está buena, Iroel: el pueblo vota cada cuatro años y los poderosos todos los días.

    • Alberto: Si consideraras los recursos que le da la democracia burguesa a los capitalistas para ir a elecciones (corridas cambiarias, inflación artificial, desabastecimiento, medios de comunicación que inventan las realidades que más les convienen, etc.),
      con los recursos con que cuentan los trabajadores, entenderías que las elecciones son un indicador volátil hecho a la medida de los capitalistas.
      En este terreno, es como si te preguntaras porqué un boxeador peso mosca no puede ganarle a uno de peso completo en el ring, si tienen las mismas reglas que cumplir. Conformarnos con aceptar semejante estafa, considerando que es justa, sería suicida. Cada cuatro años (o, más) vamos a elecciones, y sirve para medir fuerzas, y evaluar caminos, pero construir trincheras es lo que nos hace fuertes, la huelga, la movilización. Ahí sí que vamos a ver quién gana. Completar el camino iniciado por la lucha popular con una revolución que cambie nuestras sociedades.
      Un saludo.

  11. Pingback: Si la derecha va al gobierno, el pueblo a las barricadas. Por Ángel Guerra Cabrera | La pupila insomne – Blog de Ana María Palos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s