Raúl y el 60 aniversario. Por Ángel Guerra Cabrera


El sesenta aniversario de la Revolución Cubana marca un hito singular y de gran connotación en la historia de nuestra América y universal. La capacidad de un pueblo y sus líderes para levantar victoriosamente ante las fauces imperialistas, las banderas de la libertad, la independencia, la democracia, el socialismo, el altruismo y el internacionalismo. Incluso, después del derrumbe de la URSS y, como afirmó el 1 de enero en memorable discurso Raúl Castro, quedarnos solos en el medio de Occidente y a 90 millas de Estados Unidos, cuando nadie en el mundo habría apostado un centavo por la supervivencia de la Revolución. El que fuera joven combatiente del Moncada y comandante del II Frente Frank País, hasta llegar al liderazgo de la Revolución, lo expresó en una emotiva ceremonia, en honor al 60 aniversario, en el cementerio de Santa Ifigenia, Santiago de Cuba, cuyo venerable suelo guarda los restos de Martí, Fidel, el Padre y la Madre de la Patria y los de cientos de combatientes de Santiago de Cuba caídos en la guerra de liberación y en misiones internacionalistas. Sigue leyendo