Los sandinistas y el proyecto imperialista. Por Fabián Escalante Font


El 19 de julio de 1979, después años de lucha, la Revolución Popular Sandinista, derrocó a la añeja dictadura de Anastasio Somoza, quien gobernó Nicaragua por 44 años y fue uno de los más fieles aliados de Estados Unidos en la región, al punto de servir de puerto de embarque a los mercenarios de origen cubano que pretendieron invadir a Cuba en abril de 1961 y que fueron derrotados en las arenas de Playa Girón. Sigue leyendo