2 pensamientos en “#LaPupilaTv: Antonio Machado, verso a verso (video)

  1. Que solos se queda los vivos cuando pierden a poetas como Machado, Lorca, Miguel Hernandez o Nicolás Guillen. Y que huerfanos nos quedamos los españoles cuando el gusano y el ciempiés lograron su objetivo en 1939. Incluso el genocidio de los hutus en Ruanda no fue nada comparado con el genocidio de los fascistas españoles y su cultura de barbarie. Aquel fue un conflicto racial como resultado de una explosión demográfica, que vio en la eliminación de los tutsi y la usurpación de sus bienes la solución a los problemas. En cambio, el español fue un genocidio cultural protagonizado por los responsables del atraso y la barbarie seculares, que no iban a permitir que España entrara por derecho propio en la era de la ilustración y de los derechos humanos, aunque para ello se tuviera que fusilar a todos los españoles que, por saber leer y escribir, albergar principios éticos y haber tenido algo que ver con la República, habían elegido el lado equivocado de la historia de este país. Todavía los restos de miles y miles de estos valerosos españoles siguen tirados en las cunetas, sin que 40 años de “democracia” hayan logrado reparar el daño causado, dar digna sepultura a las víctimas y ajusticiar a los verdugos. Al contrario, los partidos de derechas, autocalificados de constitucionalistas y democráticos, no dudan en calificar al periodo fascista como superior desde la tribuna de instituciones que fueron aplastadas por las hordas franquistas en el periodo revolucionario y que en esencia son las mismas que hay en un monarquía parlamentaria o muy parecidas.

    España jamás se va a recuperar de aquel genocidio, que aplicó un certero bisturí a lo mejor de aquella etapa de fervor científico y revolucionario para refugiarse de nuevo en la religión y los libros de caballería, que era lo que se enseñaba en las escuelas franquistas. Y no sería justo decir que no tuvimos una oportunidad. Cuando Serrat homenajeaba a Machado y Miguel Hernández en conciertos multitudinarios, años 70 y comienzos de los 80, el pueblo español despertó de tan amarga pesadilla, en gran medida gracias a honrosas editoriales, que poco poco fueron absorbidas por los grandes grupos mediáticos que hoy sirven a ese modelo de crimen organizado llamado neoliberalismo (Prisa, Atresmedia) y también a una cara libertad de cátedra en el mundo de la universidad, que supo inculcar el compromiso político a una mayoría de estudiantes. Sin embargo, fue la sopa de letras servida y condimentada por falsimedia lo que acabó provocando una irreversible obstrucción intestinal en la izquierda, por culpa fundamentalmente de la socialdemocracia y, de forma especial, por su principal representante (el PSOE renovado de Felipe González), que lleva 40 años haciendo políticas neoliberales al servicio de la oligarquía, como el más fiel de sus peones. El intrusismo de este partido en el ámbito de la izquierda es responsable de la comprensible desafección de muchos españoles, que dejaron de votar o que ahora votan a la derecha.

    Al final, es siempre la socialdemocracia la que lo jode todo por su inquebrantable alianza con la oligarquía y su intrusismo en el ámbito de la izquierda. Bastaría con que se quitara la máscara y dejara libre el espacio de la izquierda para dignos representantes de las mayorías humildes, pero no cabe la menor duda de que en esa liga no participaría la oligarquía económica, que es sólo el 5% del censo electoral y que actualmente cuenta con conservadores, liberales y socialdemócratas a su entero servicio, y los golpes blandos contra cualquier opción que ose representar a sus enemigos de clase. De esto y del privilegio que significa vivir en una sociedad laica, en gran medida atea, socialista, soberana, amante de la ciencia, culta, responsable a la hora de procrear y de clase única, deberían tomar buena cuenta los cubanos, que, por sufrir las consecuencias de un criminal asedio imperial, sueñan con los peces de colores, desconociendo las miserias, trampas y amenazas que nos impone la clase privilegiada al resto de clases sociales para poder acumular, acumular y acumular hasta reventar.

  2. Pingback: #LaPupilaTv: Antonio Machado, verso a verso (video) — La pupila insomne | Luíz Müller Blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .