Wikileaks revela 5 millones de emails de la ‘CIA en la sombra’


LONDRES- Wikileaks comenzó a publicar los archivos de inteligencia global – más de cinco millones de correos electrónicos de la empresa con sede en Texas Stratfor, de “inteligencia global”. Los correos electrónicos datan de entre julio de 2004 y finales de diciembre de 2011. Ellos revelan el funcionamiento interno de una empresa que se presenta como un editor de inteligencia, pero que en realidad ofrece servicios confidenciales de inteligencia para las grandes corporaciones, tales como Bhopal’s Dow Chemical Co., Lockheed Martin, Northrop Grumman, Raytheon y agencias gubernamentales, incluyendo el Departamento de Seguridad Nacional de EEUU, los Marines de EE.UU. y la Agencia de Defensa de los EEUU. Los correos electrónicos muestran la web de informantes de Stratfor, las estructuras de pagos, las técnicas de blanqueo de dinero y los métodos psicológicos, por ejemplo: “Tienes que controlarle. Controlarle significa sexual, financiera o psicológicamente… Con ello se pretende iniciar la conversación en su siguiente fase.” – Director Ejecutivo George Friedman al analista Reva Bhalla, el 6 de diciembre de 2011, sobre cómo explotar a un informante israelí, proporcionando información del estado de salud del Presidente de Venezuela, Hugo Chávez.

El material contiene información privilegiada sobre los ataques del gobierno de EE.UU. contra Julian Assange y WikiLeaks y los intentos propios de Stratfor para subvertir Wikileaks. Hay más de 4.000 correos electrónicos que citan a WikiLeaks o a Julian Assange. Los correos electrónicos también exponen los lobbys en las empresas de inteligencia privadas de Estados Unidos. Fuentes del Gobierno y diplomáticos de todo el mundo dan a Stratfor información de lo que sucederá en la política mundial y otros eventos a cambio de dinero. Los Archivos de Inteligencia Global muestran cómo Stratfor ha reclutado a una red mundial de informantes que son pagados a través de cuentas de bancos suizos y de tarjetas de crédito de prepago. Stratfor tiene una mezcla de informantes encubiertos y abiertos, que incluye empleados públicos, personal de embajadas y periodistas de todo el mundo.

El material muestra cómo funciona una agencia privada de inteligencia, y cómo captan individuos para sus clientes, tanto corporativos como gubernamentales. Por ejemplo, Stratfor monitorizó y analizó las actividades en internet de activistas de Bhopal, entre ellos los “Yes Men”, para el gigante químico estadounidense Dow Chemical. Los activistas buscan la reparación y compensación del desastre químico que sucedió en 1984 en una planta de procesamiento de gas, propiedad de Dow Chemical/Union Carbide en Bhopal, India. La catástrofe causó miles de muertes, lesiones en más de medio millón de personas, y daños duraderos al medio ambiente.

Stratfor se ha dado cuenta de que su uso rutinario de sobornos en efectivo para obtener información secreta es arriesgado. En agosto de 2011, el director general de Stratfor, George Friedman, de forma confidencial les dijo a sus empleados: “Estamos manteniendo un bufete de abogados para crear una política de Stratfor sobre la Ley de Prácticas Corruptas Extranjeras. No pienso encargarme de eso y no quiero que nadie aquí lo haga tampoco.”
El uso por parte de Stratfor de información privilegiada para temas de inteligencia pronto se convirtió en una forma de hacer dinero de dudosa legalidad. Los correos electrónicos muestran que en 2009 el entonces director gerente de Goldman Sachs, Shea Morenz, y el director general de Stratfor, George Friedman, dieron forma a una idea de “utilizar la inteligencia”, retirando de su red información privilegiada para poner en marcha un fondo de inversión estratégica secreto. George Friedman, director general explicó en un documento confidencial del 08- 2011, marcado como <<NO compartir o discutir>>: “Lo que va a hacer StratCap es usar la inteligencia y análisis de Stratfor para comerciar en una amplia gama de instrumentos geopolíticos, en particular de los bonos del gobierno, monedas y similares”. Los correos electrónicos muestran que en 2011 Morenz invirtió más de 4 millones de dólares, y se unió al consejo de dirección de Stratfor. A lo largo de 2011,se erigió una estructura compleja que se extendía hasta Sudáfrica, diseñada para hacer a StratCap parecer jurídicamente independiente. Pero, de forma confidencial, Friedman dijo al personal de Stratfor: “No penséis en StratCap como una organización externa, será una parte integral… Será útil si, por razones de conveniencia, pensáis en ello como otro aspecto de Stratfor, y Shea como otro ejecutivo de Stratfor … ya estamos trabajando en las carteras simuladas y portfoliios “. StratCap se debía poner en marcha en 2012.

Los mensajes de correo electrónico Stratfor revelan una empresa que cultiva relaciones estrechas con las agencias gubernamentales de Estados Unidos y emplea a ex funcionarios del gobierno de los EE.UU. Prepara el pronóstico a 3 años vista para el comandante del Cuerpo de Marines de EE.UU. y entrena a personal de los Marines de EE.UU. y “otras agencias de inteligencia del gobierno” para convertirse en miembros públicos de Stratfor en el gobierno. El Vicepresidente de Inteligencia de Stratfor, Fred Burton, era antes un agente especial del Servicio de Seguridad Diplomática del Departamento de Estado de los EE.UU. y fue Jefe Adjunto de la División de Contraterrorismo. A pesar de los lazos gubernamentales, las empresas de Stratfor y similares funcionan en absoluto secreto, sin control político ni rendición de cuentas. Stratfor afirma que opera “sin ideología, programa o sesgo nacional”, sin embargo, los correos electrónicos revelan personal de inteligencia privada que se alinean estrechamente con las políticas del gobierno de Estados Unidos y canalizan sugerencias al Mossad, entre ellos a través de una “mula de información” en el periódico israelí Haaretz, Yossi Melman , quien conspiró con el periodista de The Guardian David Leigh en secreto, y en violación del contrato de Wikileaks con The Guardian, para mover los cables diplomáticos de Wikileaks sobre Estados Unidos a Israel.

Irónicamente, considerando las circunstancias actuales, Stratfor estaba tratando de entrar en “el chollo” de revelaciones que surgió después de las publicaciones de Wikileaks sobre Afganistán:

“¿Es posible para nosotros para conseguir algo de ese “carrusel de revelaciones”? Tenemos algo que ofrecer que las empresas de seguridad informática no hacen, sobre todo nuestro enfoque en la contra-inteligencia y vigilancia que Fred y Stick saben mejor que nadie en el planeta … ¿Podríamos desarrollar algunas ideas y procedimientos sobre la idea de la seguridad de la red centrada en combatir las revelaciones, que se centre en la prevención de que los propios empleados causen una fuga de información sensible… De hecho, no estoy tan seguro de que este es un problema de inversión tecnológica que requiere una inversión tecnológica como solución. “

Al igual que los cables diplomáticos de Wikileaks, gran parte del significado de los mensajes de correo electrónico se dará a conocer en las próximas semanas, pues nuestra coalición y la búsqueda del público a través de ellos, irá descubriendo conexiones. Los lectores encontrarán que, mientras que un gran número de suscriptores de Stratfor y clientes de trabajan en las fuerzas armadas  y las agencias de inteligencia de EE.UU., Stratfor dio una membresía de cortesía al polémico general pakistaní Hamid Gul, ex jefe del ISI, el servicio de inteligencia de Pakistán, que, según los cables diplomáticos de Estados Unidos, planeó un ataque con explosivos contra las fuerzas internacionales en Afganistán en 2006. Los lectores descubrirán el sistema interno de clasificación de correo electrónico de Stratfor,  que codificaba la correspondencia de acuerdo a categorías como ‘alfa’, ‘táctica’ y ‘seguro’. La correspondencia también contiene nombres en clave para las personas de especial interés como los Izzies (miembros de Hezbolá), o Adogg (Mahmoud Ahmadinejad).

Stratfor hizo acuerdos secretos con decenas de medios de comunicación y periodistas – desde Reuters al Kiev Post. La lista de “Confederación de Socios” de Stratfor, a la que dentro de Stratfor se refiere como su “Confed Fuck House” se incluye también en el comunicado. Si bien es aceptable para los periodistas intercambiar información o ser pagados por otros medios de comunicación, ya que Stratfor es una organización privada que sirve a gobiernos y clientes particulares, estas relaciones son corruptas o corrompible.
Wikileaks ha obtenido también la lista de Stratfor de informantes y, en muchos casos, los registros de sus pagos, incluyendo $ 1,200 al mes pagado al informante “Gerónimo”, a cargo del miembro de Stratfor, y ex-agente del Departamento de Estado de EEUU, Fred Burton.
Wikileaks ha creado una asociación de investigación con más de 25 organizaciones de medios y activistas para informar al público acerca de esta enorme masa de documentos. Las organizaciones tuvieron acceso a una sofisticada base de datos de investigación desarrollada por WikiLeaks y en conjunto con WikiLeaks están llevando a cabo las evaluaciones periodísticas de estos correos electrónicos. Las revelaciones importantes descubiertas utilizando este sistema aparecerán en los medios de comunicación en las próximas semanas, junto con la liberación gradual de los documentos originales.
FIN (Publicado por Óscar Carrión en Hablando república)

About these ads

Acerca de Iroel Sánchez

(Santa Clara, Cuba, 1964) . Editor del blog "La pupila insomne".
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s