El blanco es la revolución. Por Raúl Antonio Capote


En sus más recientes ediciones, el diario Granma ha venido publicando una serie de tres artículos de Raúl Antonio Capote bajo el título general de “El blanco es la revolución” que reproducimos acá en un solo post

Sigue leyendo

¿Se acabaron debates sobre Cuba en Miami? José Manzaneda


Durante décadas, los grandes canales de televisión y radio de Miami en idioma español, han dado espacio exclusivo a quienes condenan y atacan a la Revolución cubana (1) (2).
Sigue leyendo

Querido Rubén. Por Graziella Pogolotti


La publicación de un epistolario parecería un acto violatorio de la intimidad de quien, fallecido ya, no está en condiciones de defender su pequeño espacio personal. Es probable que para aquellos que vivieron con el propósito de ser útiles, esta consideración ética carece de sentido. De ese modo, sigue conversando con nosotros desde su humanidad más entrañable, la que todos compartimos en el amor, la enfermedad, la muerte que avanza sobre nosotros, la participación política y, como lo supieron Cervantes y Martí, la mezquindad humana. Sigue leyendo

Me gustan los sin permiso. Por Pedro Pablo Gómez


Nuestra historia rica en ejemplos de actuaciones de valentía indiscutible siempre contó con el accionar de los nativos de la isla de una forma espontánea para fijar sus posiciones ante las realidades que se enfrentaban sin haber solicitado permiso a nadie para ejecutar sus convicciones y principios. Sigue leyendo

Guerra sicológica y subversión ideológica. (IV parte). Por Fabián Escalante Font


En el enfrentamiento a la subversión ideológica y las operaciones de guerra sicológica, debemos contar con una definición clara y precisa de cuáles son las peculiaridades de la una y la otra. Así es necesario esclarecer ambos conceptos y sus interrelaciones, de manera, que en su comprensión se esté mejor preparado para el combate contra este implacable y sutil enemigo imperial. Sigue leyendo

Dos caras de una misma moneda. Por Reydel Reyes Torres


 La estrategia subversiva contra Cuba “cambia de tono”. La actual administración estadounidense, sus aliados ideológicos y los centenares de institutos, agencias, organizaciones y emisarios que se empeñan en desestabilizar el sistema socialista en la Isla, intentan promover nuevas fórmulas, una vez que quedaron atrás los desgastados planes y experimentos de diez inquilinos de la Casa Blanca, quienes lo probaron todo y nada les funcionó. Por eso pretenden mover los patrones de la ideología revolucionaria del pueblo cubano hacia otra tendencia, el “centrismo ideológico”. Académicos también lo llaman contrarrevolución “no confrontacional”.

Sigue leyendo