Cuba entre Lincoln y Obama


Iroel Sánchez
Fidel ante el monumento a Lincoln

Fidel ante el monumento a Lincoln

“El Congreso tiene tres misiones. Una, pasar leyes. Otra, impedir que pasen. Pero la más importante consiste en asegurar que los asuntos se alarguen indefinidamente, que nada se resuelva por completo, que la agenda esté llena de pendientes… Si no, mi querido amigo, ¿qué hacemos aquí tú y yo? ¿Cómo justificamos la chamba, sino dándole “largas” a todos los asuntos?” Así dice una diputada a un colega en la novela La silla del águila de Carlos Fuentes, para ilustrar cómo funciona la democracia en México, algo extensible por demás a muchos lugares de este mundo que se sienten en condiciones de dar lecciones de democracia.

Sigue leyendo

Anuncios