Cuba, elecciones con una daga al cuello. Por Ángel Guerra Cabrera


El domingo 26 de noviembre inician las elecciones generales en Cuba. Los electores decidirán en sus circunscripciones, por el voto directo y secreto, quiénes serán sus delegados(concejales) a las Asambleas Municipales del Poder Popular(AMPP). Estas posteriormente, eligen de su seno a sus presidentes y vicepresidentes municipales.  Todos estos cargos surgen de las asambleas de nominación de candidatos a delegados de circunscripción celebradas previamente. En ellas los vecinos proponen y eligen a mano alzada hasta 8 candidatos, lo que implica que puede haber una segunda y hasta tercera vuelta mientras uno de ellos no reciba la adhesión de más del 50 por ciento de los electores.

Este proceso culmina el 24 de febrero de 2018 con la toma de posesión de los diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular(ANPP) y la elección por ellos del presidente, vicepresidente y secretario de ese órgano de gobierno.  Al mismo tiempo, y al igual que en el caso anterior, como culminación de un proceso de consultas de las comisiones de candidatura con los diputados, estos elegirán al Presidente y cinco vicepresidentes del Consejo de Estado, su secretario y a los restantes 25 miembros de la máximo instancia legislativa y ejecutiva del país entre sesiones de la ANPP. Raúl Castro ha reiterado en varias ocasiones que no se presentará a la reelección como presidente del Consejo de Estado, aunque puede conservar el cargo de primer secretario del Partido Comunista de Cuba (PCC), cuyo mandato no habrá concluido.

Raúl seguramente ya no se ocupará del día a día de las tareas gubernamentales y del Estado. Pero el nuevo equipo de gobierno tendrá el privilegio de contar con una supervisión, asesoría y orientación como la que puede brindar Raúl con su sabiduría política, talento organizativo y en temas de seguridad nacional. Sus dotes de estadista y jefe militar desarrolladas en apoyo a Fidel en el enfrentamiento, a lo largo de toda su vida adulta, a la agresividad del imperialismo. Esto, para cualquier gobierno que defienda con celo su independencia respecto al imperialismo sería de un valor inapreciable. Mucho más en el caso de Cuba, situada por la geografía en las fauces mismas del “monstruo” de que hablara Martí y sujeta a su política de hostilidad y asfixia económica por casi seis décadas. Todavía más cuando el nuevo presidente de Estados Unidos ha vuelto a la retórica y, en parte, a las primitivas actitudes hacia Cuba de los peores tiempos del enfrentamiento planteado a la isla por la arrogancia de la superpotencia, ha reforzado el bloqueo y producido una reversión considerable del proceso de normalización en las relaciones que avanzaba en la administración de Obama.

Volviendo a las elecciones del domingo, estarán en liza en sus circunscripciones 27 221 candidatos, propuestos en las asambleas de ese nivel con la asistencia de 6 746 867 electores, un 78.35 del padrón. De los candidatos, son mujeres el 34.50  por ciento y jóvenes menores de 27 años el 19.49 por ciento. De los actuales delegados fueron candidateados el 66.44 por ciento.

Las biografías y fotos de los candidatos están expuestas en lugares visibles de sus circunscripciones desde el 1 de noviembre para que sean conocidas y valoradas previamente por los votantes. Ello les permite disponer de elementos de juicio para votar por el postulante de su preferencia. Conviene recordar que en las elecciones cubanas no participan partidos políticos, ni hay campañas electorales, por lo que no se asignan fondos para ese fin. El PCC no interviene en la nominación de los delegados, cuya candidatura surge libremente de las asambleas de vecinos.

Después de las elecciones del domingo, inicia otra fase en que las AMPP eligen a los candidatos a delegados a las Asambleas Provinciales del Poder Popular y a diputados a la ANPP. De ellos, aproximadamente 50 por ciento deben ser miembros electos de las AMPP y el resto propuestos por las comisiones de candidatura integradas por las organizaciones de masa. De esta forma se asegura una adecuada combinación de la representación territorial con la sectorial en las candidaturas a los órganos de dirección del Estado. De las comisiones surgen candidatos obreros, artistas, intelectuales, deportistas, líderes religiosos, militares, dirigentes del PCC y funcionarios del gobierno.

Alguna vez Fidel dijo que vivir bajo el bloqueo era como hacerlo con una daga en el cuello. Así funciona la democracia en Cuba: con la daga imperial en el cuello.

Twitter:@aguerraguerra

37 pensamientos en “Cuba, elecciones con una daga al cuello. Por Ángel Guerra Cabrera

  1. Quien escribe diáfanamente “Conviene recordar que en las elecciones cubanas no participan partidos políticos, ni hay campañas electorales, por lo que no se asignan fondos para ese fin. El PCC no interviene en la nominación de los delegados, cuya candidatura surge libremente de las asambleas de vecinos.” Pretende dejar de mencionar el porqué de sus aseveraciones y es ahí donde está el detalle que hace que las elecciones y el llamado Poder Popular sea la vía de asegurar que la máxima estructura del PCC sea quien realmente domine toda la vida del país. En Cuba no participan partidos políticos porque el PCC se autodenomino único y plenipotenciario, aunque existen corrientes de pensamiento y hasta asociación que distan del partido comunista único que podrían incluso desde posiciones socialistas ofrecer otras alternativas al país, están constitucionalmente condenadas al ostracismo. Campañas políticas si existen pero solo las que emanan del PCC y sus elegidos. Fondos claramente también porque en este mundo todo tiene un costo, el simpe hecho de imprimir biografías, reuniones de los factores para pujar por sus elegidos, etc, tiene un costo y por tanto un presupuesto. Y que el PCC no interviene, mire Algel Cabrera Guerra el PCC en Cuba interviene en ese proceso desde un primer momento, inicialmente a nivel de circunscripción, que es el único momento donde se confirma el carácter democrático es decir de pueblo de la elección, pues es publico que se reúnen los miembros del PCC para definir por quien pujar en caso de que surja más de una opción, ya a partir de ese momento una llamada comisión de candidatura formada y dirigida por el PCC en todos sus niveles es la que se encarga de ir llenando desde el municipio hasta la asamblea nacional. Dicha asamblea conformada por 612 diputados, solo el 46% salen de esa nominación por barrio, el resto es decir más que la mayoría simple son elegidos por la alta dirección del PCC atreves de la llamada comisión de candidatura, cabría preguntarse para entender cuanto el partido fuerza por su propio reconocimiento único, cuántos de los 612 diputados pertenecen al PCC?, la cifra al menos en una búsqueda simple parece no ser publica, en la página oficial de la asamblea nacional del Poder Popular se divide por género, nivel escolar o hasta nacidos antes o después de la revolución pero miembro o no del partido no aparece, mi opinión personal para no ser absoluto el 99 % y el 1% que no lo es responde igualmente a quien lo puso en ese lugar. Si discrepa en esa opinión comience aclarando cuantos no son del PCC que seguramente le será mas fácil.

  2. Una de las candidatas a delegada, por mi circunscripción, para las elecciones de este domingo, pone en su biografía (41 años) que fue monitora!! de cinco asignaturas entre Primaria y Secundaria… Recuerdo aquel artículo del escritor y profesor universitario Guillermo Rodríguez Rivera, publicado en el blog de Silvio, en el que cuestionaba el hecho de votar por una simple biografía y no por un plan concreto que después pueda ser evaluado por el elector… El otro candidato no refleja méritos (literalmente) infantiles, ni es universitario como aquella; pero dicen que puede ser mejor… Lo cierto es que a nuestras elecciones las rodean el misticismo… Los delegados tendrán q hacer milagros para resolver los problemas de la gente del barrio, y el elector deberá adivinar quién es el mejor candidato…

  3. El PCC no es un Partido electoral. Que cualquier Partido en países “democráticos” se arriesgue a que los electores nominen direcatamente sin intermediarios y después esa elección sea la base de cualquier otra candidatura. Si la contrarrevolución tuviera mayoría en un solo barrio de Cuba tuviera sus delegados pero lo cierto es que no la tiene a pesar del dinero que recibe de EEUU y la maquinaria millonaria de propaganda que la apoya. Cualquiera que no sea miembro del PCC puede nominar y ser nominado. Hay muchos problemas pero es de los pocos países donde las elecciones no las rodea el dinero y si viven en el barrio más allá de la biografía son conocidos por sus vecinos.

  4. Pingback: Cuba, elecciones con la daga imperial al cuello | Solidaridad Latinoamericana

  5. En realidad las elecciones en Cuba se pueden considerar muy raras, nadie puede pensar meterse en el proceso politico como una via para hacer fortuna, por eso es
    malo para el sistema democratico establecido resultando un mal ejemplo que deja fuera las posibilidades de componendas para robarse todo lo que se pueda.
    Dicen que son aburridas porque no entretienen la ciudadania con los escandalos sociales, sexuales o semi policiales de los que candidatos, que en general deben de tener una conducta socialmente mas que aceptable.
    Tampoco son un gran negocio porque nadie puede invertir comprando voluntades para ganar en un proceso del cual no sacara ganancia alguna.
    Pero lo mas raro es que se encuentre candidatos con voluntad para intentar llevar el trabajo adelante a pesar de la politica de odio que desde el nefasto 6 de Abril de 1960 sufre el pueblo cubano.

  6. Como sugiere Angel Guerra, la daga al cuello que significa el bloqueo norteamericano se ha convertido en un poderoso condicionante del sistema electoral cubano, que reconoce el sufragio universal, secreto y voluntario, el más robusto de los principios en las democracias representativas. El hecho de que sólo exista un sólo partido político (el PCC) y el modo cómo se designa a los candidatos es considerado razón suficiente en Occidente para excluirlo como democrático. Es lo que nos sugiere Livio Delgado en su comentario, quien, si amara un poquito a su nación, diría que el celo que pone la sociedad cubana en la elección de candidatos no es precisamente para preservar los intereses de la oligarquía del PCC sino para garantizar que los enemigos de la revolución no tengan la oportunidad de servir en bandeja de plata desde las instituciones el trofeo tantos años deseado para gloria de la oligarquía imperial y miamesa.

    El mismo celo que muestra la oligarquía en las naciones capitalistas a la hora de la designación de candidatos y de la celebración de elecciones para que siempre ganen sus compromisarios lo muestra la sociedad cubana a la hora de designar candidatos, ya sea a la Asamblea Municipal del Poder Popular, a la Provincial o a la Nacional, con la “pequeña” diferencia de que la oligarquía capitalista es en todas las naciones inferior al 5% del censo, mientras que el pueblo que se beneficia de las políticas sociales y sufre los efectos del bloqueo criminal es una amplia mayoría. Llamar democrático al primero y autoritario al segundo (por el hecho en este caso de que no pueden concurrir los partidos de la oligarquía imperial o de la oligarquía de origen cubano en el exilio o que no sean sus aparatos de persuasión los que lideren la opinión pública a través de la mentira y la manipulación) es una infamia.

    Lo correcto sería que los bienpensantes y bienintencionados (entre los que no se encuentra Livio Delgado) reivindicaran que, en el mundo capitalista, la minoría privilegiada que no se presenta a las elecciones no disfrutara de un poder absoluto sobre un sistema político que sólo es democrático en la teoría pero que, en la práctica, está muy viciado por el hecho de que quienes financian las campañas electorales, quienes deciden el perfil de los candidatos con posibilidades de ganar y quienes visibilizan o invisibilizan, ensalzan o denigran a los candidatos a través de sus poderosos medios de persuasión son sólo el 5% del censo electoral. Como comprenderá Livio, si nada de esto ocurriera en el mundo capitalista, no haría falta que los que apoyan la revolución en Cuba mostraran tanto celo para que sean sus candidatos los finalmente designados. En cualquier caso, como expresa Angel Guerra, un talentoso intelectual que conoce muy bien la sociedad cubana, son los vecinos los que participan en las asambleas de designación de candidatos (hasta 8), de los que saldrán los que serán proclamados como oficiales, en candidaturas uninominales en lugar de colectivas.

    ¿En qué nación capitalista los candidatos oficiales son elegidos de un modo más participativo? ¿Acaso no es más fácil postularse como candidato en Cuba que en las naciones donde los candidatos son designados por las cúpulas de los partidos, la embajada de Estados Unidos o el Pentágono? Si hay un país en el mundo donde la oposición no tiene que enfrentarse a las balas de francotiradores o a la violenta represión de las fuerzas de orden público es Cuba. Todos conocemos la historia de Yoani Sánchez: una desafecta que regresó a su nación, tras fracasar en el exilio, con la misión de dinamitar la revolución desde dentro y que gozó de la tolerancia e incluso de la compasión de las autoridades cubanas. Hoy en Cuba no se necesita el apoyo económico y administrativo de las autoridades revolucionarias para ser candidato. Más bien se ha convertido en un fuerte incentivo trabajar para el enemigo fuera y dentro de las instituciones gracias al dinero dedicado a ello por el enemigo, mientras que los representantes de la revolución son plenamente conscientes de que su cargo implica más sacrificios que recompensas y que estas nada tienen que ver con las que obtiene la clase política en el capitalismo. Recuerdo las invitaciones lanzadas hace años a la oposición por Ricardo Alarcón, entonces presidente de la Asamblea, para que se postularan como candidatos y que, sin no gozó de buena acogida, no fue por el alto riesgo de ser encarcelados o asesinados (como en Colombia, México, Honduras, Guatemala) sino por el reconocimiento de que no eran confiables para una sociedad que conoce muy bien los logros de su revolución y a sus enemigos.

    El señor Livio confunde la velocidad con el tocino (como decimos aquí en España). Una cosa es que las clases populares disfruten de mayor nivel de vida en las principales naciones capitalistas (a costa de saquear y explotar al Tercer Mundo y de muchos sacrificios y privaciones también en el primer mundo) y otra que sea un sistema democrático. Ni es ni se le espera pues, de llegar a gobernar algún día partidos compromisarios de las mayorías (como ocurre actualmente en Venezuela, Ecuador y Bolivia) y contar con suficiente poder transformador, dejaría de ser capitalista, y no sólo por el hecho de ser un sistema esclavista, depredador y perverso, sino por que la clase capitalista tendría la representación que le corresponde al 5% del censo electoral, por lo que perderían sus privilegios y ya no podrían seguir abusando de las mayorías.

    Señor, Livio, en lugar de preguntarse por que las candidaturas en Cuba son uninominales y por que los defensores de la revolución ponen todo su empeño en que los candidatos designados en asambleas populares sean confiables, pregúntese por que en el resto de naciones del patio trasero del imperio consienten que sean los grandes medios de comunicación y partidos filiales de la oligarquía transnacional los que decidan por ellos o por que en naciones como Estados Unidos los oligarcas tienen la potestad de comprar estados con la capacidad de financiar ilimitadamente a la clase política a su servicio, por que la opinión pública es reo de un oligopolio propiedad de esa misma oligarquía (donde cada día tiene más presencia el crimen organizado) y por que cuando pierden las elecciones sus partidos (algo excepcional) en lugar de celebrar la verdadera democracia (gobernada por partidos que representan a las mayorías) suenan tambores de guerra. Estas son las cosas que debería explicarnos quien ha elegido vivir en el mundo capitalista, desde donde pretende dar lecciones de democracia y justicia social a quienes viven en la casa del trompo.

  7. Pingback: Cuba, elecciones con una daga al cuello. Por Ángel Guerra Cabrera | argencuba

  8. Simpermiso, ha dado ud. una respuesta impecable al comentario de LD.
    Suscribo cada párrafo escrito por ud. de manera nítida y con conocimiento de lo expresa. A diferencia del susodicho que en cada de sus participaciones no hace más que destilar veneno.
    saludos

  9. No acostumbro a responder a Nick names , porque parte de la honestidad de un debate es tener un interlocutor válido, jamas entenderé porque esconderse detrás de un nombre falso para defender sus ideas y opiniones en cualquier ámbito de debate, los nombres de guerra servían cuando no existía dirección IP o manera de rastrear una entrada, pero ni aquí hay guerra ni secretos, viendo que desde su propio comentario puedo inferir que vive en España, imagino y entiendo su propia frustración ante la “democracia representativa” que tiene ante sí.
    Si se vuelve a leer mi comentario remarco que la elección a nivel de barrio esa que se hace a mano alzada es el único momento en el proceso electoral Cubano que considero pura democracia, es decir basado en la participación del pueblo, pero representa al final del proceso menos de la mayoría simple, no pesa. Pero le aclaro porque nuevamente utiliza términos incorrectos en su intento de justificar el unipartidismo al decirnos “diría que el celo que pone la sociedad cubana en la elección de candidatos no es precisamente para preservar los intereses de la oligarquía del PCC sino para garantizar que los enemigos de la revolución no tengan la oportunidad”, primeramente no es la sociedad Cubana quien pone celo y marca su territorio, es el Partido Comunista que dentro de la sociedad Cubana representa menos del 10% de esa sociedad, según wiki aprox 7% según ECURED no se sabe?, según yo, hoy día quizás ese 7% pero no precisamente los más honestos y mejor preparados como se autoproclaman sus miembros. Nunca se podría llamar democracia a una sociedad en donde menos del 10% de sus miembros unidos en un decidido por ellos mismos único partido tengan todo el poder.
    Otra de las incongruencias es asegurar que “en el mundo capitalista, la minoría privilegiada que no se presenta a las elecciones no disfrutara de un poder absoluto sobre un sistema político que sólo es democrático en la teoría pero que, en la práctica, está muy viciado por el hecho de que quienes financian las campañas electorales, quienes deciden el perfil de los candidatos con posibilidades de ganar y quienes visibilizan o invisibilizan, ensalzan o denigran a los candidatos a través de sus poderosos medios de persuasión son sólo el 5% del censo electoral.”. El mundo capitalista, la inmensa mayoría de la población mundial a excepción de con una mano contados los países, hoy tiene diferentes sistemas políticos, desde la socialdemocracia Sueca, Canadiense (donde vivo), o escandinava que no se si conoce, hasta el sistema Americano en donde los candidatos básicamente compran las elecciones y el poder de don dinero logra que un arrogante y poco preparado negociante llegue a ser presidente como hoy vemos y otros sufren. Así que cuando escriba para personas que vivimos y conocemos el mundo hacer tan penosos resúmenes compromete su propia credibilidad. Por ejemplo en mi circunscripción electoral uno de los representantes a elegir que tenía en la boleta representaba el partido Comunista Canadiense, y dentro del espectro político en general de las más prosperas socialdemocracias del mundo el pensamiento socialista o de tendencia socialista está más que presente.
    Pero le aclaro porque no me sonrójese escribirlo, personalmente si aspiro a que Cuba un día deje a un lado el monopartido y la sociedad uninominales como usted mismo llama, porque le aseguro se disfrutara de una más prospera sociedad y relaciones ciudadanas más responsables con el poder elegido, pero mientras eso llega, porque le aseguro llagara, y sin confundir “la velocidad con el tocino” esto que nunca en España he oído y para serle sincero ni se bien que quiere decir, intentare disfrutar del tocino a baja velocidad pero siempre y ante cualquier circunstancia con mi nombre y apellido por delante. Disfrute el fin de semana.

  10. Simpermiso, seudónimo con el que los pupilenses lo identificamos como un hombre valiente, honesto y amigo de Cuba. Siga ud. usándolo porque para defender a la Cuba Revolucionaria no hace falta publicitarse.
    No dudo que quienes sí dan el suyo al denostar a su patria buscan significarse y con toda seguridad para justificar el pago que recibirán por su labor de “zapa”.

  11. Hay personas con “nombre y apellido” que esconden muchas intenciones, hay personas con nombre y apellido y un solo significado, gusano. El personaje con nombre y apellido que corresponde a LD, de la saga familiar Livio, según nos ha dicho en algunos comentarios, corresponde a un acomplejado, abducido por las mieles de la “democracia” de la OTAN, no sé si descubrió que nació en el lugar equivocado y me importa un comino, pero parece que trata de hacer una catarsis interplanetaria para borrar cualquier parecido con algún barrio o reparto, porque LD tenía que haber nacido en algún boulevard, avenue, o algo parecido y poder tener la oportunidad de votar a algún político deslumbrante que aparece en un afiche o cartel todo maquillado para dar una buena imagen de su partido, otros carteles de otros partidos rodean al elegido por LD, pero eso en realidad no importa, el que más ofrece, el que más miente, el más maquillado será el elegido por lo general, Livio tiene un problema y es que por mucho que se disfrace aunque con su nombre y apellido, destila la palabra gusano, o como el compañero Rodolfo dice, “destila veneno”, yo diría que es como una serpiente venenosa este Lividuss…

    LD nos amenaza en la pupila que a Cuba llegará unas relaciones ciudadanas más responsables con el poder elegido, pero mientras eso llega, porque nos asegura que llegará, sin confundir “la velocidad con el tocino” aunque no sepa el significado de la expresión, pues mijo, lo confundes todo, porque por mucha cara tocino que pongas, tu velocidad es siempre la misma.

    Yo también suscribo por entero el magnifico comentario de nuestro amigo y compañero simpermiso que lo dice todo, porque en efecto, no necesita permiso para ser amigo y defender con sus palabras a esta revolución y seguro que si fuera necesario mas allá de las palabras. Mi saludo compañero simpermiso.

    El caso es que el pueblo cubano sabe muy bien de lo que significa lucha y sacrificio y su derecho a elegir de manera propia y espontanea, porque en Cuba lo que se aprecia es el mérito, capacidad y sacrificio y no el mercenarismo, por esa razón ninguno de los 172 creo eran, subvencionados por la potencia extranjera a 90 millas pudo salir elegido, me imagino el dolor de LD, pero no te acompaño en el sentimiento gusanote. Aquí no manda el PCC porque es parte del pueblo, aquí manda el pueblo, aquí triunfa la verdad, aquí se derrota a los falsos e hipócritas en cada Playa Girón que se inventen, aquí votan por su país, por su revolución, por su dignidad, no votan por dinero ni voluntades compradas, votan negros, mulatos, trigueños, chinos, blancos y todas las magnificas mixturas de esta bendita tierra, todos con el mismo derecho a defender esta democracia, esta revolución y hoy en est día especial gritamos más fuerte que nunca, Yo soy Fidel !!.

    Tomate un ansiolítico Livio Delgado, mientras esperas tu elecciones en Cuba…..

  12. Las elecciones cubanas son muy interesantes a nivel de delegado. Muy bien.
    A partir de allí, el hecho de existir comisiones de candidatura, que las ampp no elijan al consejo de administración provincial, que hay casi un candidato al parlamento por cada curul disponible, que los ministros y ejecutivos también son diputados, que hay diputados que radican en la habana y son votados por oriente o las villas, para mí las hace totalmente inoperantes para los desafíos y necesidad de unidad vinculante de la sociedad cubana actual.

    No es necesario pasar a unas elecciones pluripartidistas ni burguesas ni nada, solamente poner en práctica los siguientes principios bien socialistas:
    1-Eliminar las comisiones de candidatura.
    2-El consejo de administración provincial, quien realmente gobierna, lo elegirán los delegados municipales.
    3-Los ministros, viceministros y generales de cualquier rango no podrán ser diputados legislativos, pues ya son ejecutivos directos.
    4-Las organizaciones de masas y políticas, incluyendo al PCC, igual que la sociedad civil representada en asociaciones como la UNEAC, ANEC, UNAICC, ATAC, ACAA, que son poderosas e importantes, tendrán derecho a cuotas de representación, que no superen el 20 o 25%. El resto de los diputados deben haber sido elegidos delegados desde la base.
    5-No se admitirá más elegir por oriente a un diputado que radica y trabaja en la Habana, hoy x hoy tenemos un parlamento habanero dictaminando todo el país.
    6-Tras dos mandatos de diputado o cuatro de delegado (10 años), no se resulta elegible por 10 años más.
    7-Como mínimo dos candidatos por cada puesto.
    8-Junto a cada biografía, el candidato hará un sucinto resumen de los principales temas o criterios a atender por región o tema al que se vincularía. No una campaña política, pero saber algo de lo que hará, no de lo que hizo antes.
    9-El presidente del consejo de estado, el presidente del consejo de ministros, y el Sec. del PCC deben ser tres personas diferentes.
    10-Todas las votaciones, a todos los niveles, serán secretas. Todas las votaciones por proyectos de ley o declaraciones, serán secretas.
    11-Se hará rendición de cuentas en cada nivel de los recursos recibidos, donados, asignados, el uso de autos, casas de visita, alimentos, dinero, etc. en el año, y se pedirán criterios para el siguiente. Todos los autos serán de piquera, excepto los de seguridad personal.
    12-Se televisarán las sesiones completas del parlamento.
    13-El gobierno debe tender a ser equilibrado, en número de mujeres y hombres, blancos y negros, orientales, centrales y occidentales, jóvenes y viejos; sin que ello resulte camisa de fuerza que condiciones su desempeño real.
    14-De los 612 asientos del parlamento, al menos 2 puestos corresponderán a representantes de los cubanos residentes en el exterior. Obviamente no tendrán las mismas potestades que los diputados en Cuba, ya que nuestro sistema es zonal, pero a través de ellos es que el Estado recibirá y comunicará oficialmente lo relativo a sus relaciones con la diáspora, que hemos dicho muchas veces no es política sino económica, tiene mejores relaciones, son cubanos también, etc….
    15-La edad de jubilación del país se cumplirá para todos los dirigentes profesionales del parlamento, consejos de administración y órganos de gobierno. No es justo obligarlos a trabajar cuando deberían estar descansando.

    Creo todo lo anterior es mucho más socialista, democrático y coherente que el modelo actual. Creo está más cerca de Martí y del Ché. Qué piensan ustedes?

  13. bueno, esta vez pude acceder normalmente a la pupila y como siempre es muy productivo seguir el debate…saludos

  14. Muchas gracias, Rodolfo Garva y Tocororo, compañeros de trinchera en “nuestra querida, contaminada y única nave espacial” (que diría nuestro admirado Walter Martínez). Me reprocha Livio Delgado que no sea capaz de identificarme con nombre y apellidos, convencido de que él nunca será discriminado o perseguido por las ideas que defiende. Aquí en España ya no se podría contar con los dedos de ambas manos las personas procesadas e incluso encarceladas por sus opiniones mientras otros (los del bando de Livio) gozan de impunidad por sus crímenes de pensamiento, obra y omisión. Gracias al doble rasero en la interpretación y aplicación de las leyes, no me extraña que Livio viva confiado de que nada le ocurrirá por difundir la propaganda oficial. La impunidad que disfrutan gobernantes de la talla de Bush hijo, Blair y Aznar por sus crímenes contra la Humanidad (como la ilegal guerra de Irak) ha puesto el listón muy alto, al igual que la impunidad de grandes medios de comunicación (oficiales en unos casos y opositores en otros) que mienten, injurian y calumnian, incitando al odio y discriminación en unos casos y al golpismo en otros, con gravísimos efectos sobre la convivencia y oportunidades existenciales de mucha gente. Livio tuvo la posibilidad de viajar a Venezuela y participar en las guarimbas contra el legítimo gobierno bolivariano confiado de que las fuerzas de orden público no le iban a reprimir con contundencia por su conducta desestabilizadora y golpista, pero, si yo me manifestara delante del parlamento español contra la corrupción y el incumplimiento programático de la mayoría gobernante, correría el riesgo de ser encarcelado y sancionado con una multa superior a 100.000 euros. No se sienta usted tan valiente por militar en el bando de los canallas.

    El señor Livio insiste en atribuir todo el protagonismo a un partido que no se presenta como tal a las elecciones en Cuba. Además, lo justifica en su nivel de afiliación respecto de la sociedad cubana (un 7%) cuando en España el PP está gobernando con un nivel de afiliación real del 0,5% y, si sumamos al segundo partido (el PSOE), no superarían el 1%. Dicho de otro modo: el turnismo burgués, que se viene alternando en el poder desde 1982, no supera el 1% de la sociedad española. En cualquier caso, son los ciudadanos cubanos y no los afiliados al PCC los que designan a los candidatos en asambleas de distinto nivel, como explica Angel Guerra, y son los ciudadanos cubanos los que eligen a sus representantes en votación universal, secreta y voluntaria, como en las presuntas democracias de relumbrón.

    Al señor Livio no le quedó otra opción en su comentario que criticar mi visión sesgada e interesada de la realidad, por mi condición de español y mi obsesión de generalizar a partir del sistema político de mi país y del norteamericano. Sin embargo, hay otros muy diferentes (como los escandinavos y el canadiense), al que pueden concurrir hasta partidos marxistas, pero donde se vienen practicando en las últimas décadas parecidas políticas neoliberales a las que se aplican en la superpotencia bajo el liderazgo de similares partidos conservadores o socialdemócratas (pero no de la escuela de Olof Palme sino de políticos corruptos y serviles como el venezolano Carlos Andrés Pérez, inspirador y mecenas del felipismo español).

    Livio saca pecho en defensa del sistema político canadiense por el hecho de que hasta el Partido Comunista Canadiense puede concurrir, pero a modo de florero junto a la santísima trinidad neoliberal (conservadores, liberales y socialdemócratas). Me pregunto quién será el referente en Venezuela del presidente Justin Trudeau dentro de la mesa opositora a juzgar por su injerencismo contra las políticas sociales del gobierno bolivariano (¿tal vez Leopoldo López o Capriles?). Como en el resto de naciones más norteñas del hemisferio boreal, en que las malas condiciones ambientales incentivaron la cooperación y las políticas sociales como estrategia de supervivencia y desarrollo, son naciones con una pronunciada deriva neoliberal para acomodarse a una sociedad global sin fronteras, pero que todavía pueden vivir de las rentas de un pasado muy distinto. No es casualidad que, durante los últimos años, haya sido en naciones como Noruega, Suecia, Finlandia, Dinamarca u Holanda donde más han crecido las desigualdades y la regresividad fiscal. En estas naciones, el 10% más rico tiene más del 60% del PIB. Hoy puede afirmarse por ejemplo que lo que es bueno para Ikea es bueno para el gobierno sueco, de ahí que la política interna y exterior de los partidos turnistas suecos difiera cada día más de la que practicaba Olof Palme (pacifista, antiimperialista, profundamente humanista y amigo del socialismo cubano) y se parezca cada día más al neoliberalismo puro y duro global. En el peor de los casos, ya no tendrán que ir a Africa a capturar esclavos dispuestos a soportar las condiciones más penosas del gélido clima escandinavo. La dramática situación humanitaria en que vive el tercer mundo les animaría a emigrar en patera incluso desde el Africa subsahariana por una renta miserable.

    El caso canadiense no es diferente. Ultimamente se ha convertido en el perrito faldero de USA. Los europeos tenemos sobrados motivos para odiar profundamente a su clase política (no en cambio a la mayoría de sus ciudadanos, entre los que hay muchos amigos del socialismo cubano) como resultado de la firma del tratado de libre comercio CETA, caballo de Troya del TTIP negociado con Estados Unidos. En virtud de este tratado, las transnacionales gozarán de mayores privilegios y los corruptos gobiernos europeos contarán con la coartada perfecta para recortar las políticas medioambientales, sanitarias y sociales. ¿Se habrá preguntado Livio alguna vez por que los neoliberales gobernantes de las citadas naciones europeas y Canada se han convertido, conjuntamente con los corruptos gobernantes de las naciones excomunistas de Europa del Este en los más enconados enemigos de Cuba? Ellos son plenamente conscientes de que sus criminales políticas tienen como destinatarios a subditos que vivieron bajo regímenes muy parecidos a Cuba en las políticas sociales, pacifistas, antiimperialistas, ahora en derribo o liquidación, por lo que sienten la necesidad de acabar con la experiencia socialista cubana para que sus ciudadanos pasen página y abracen el deshumanizado neoliberalismo como la única opción viable, realista, posible. Si hasta lideran el brazo militar del neoliberalismo: los escuadrones de la muerte de la OTAN, con el que pretenden acabar con todo lo que se interponga en el camino del neoliberalismo más inhumano. En verdad, el cinismo del señor Livio no tiene límite.

  15. Sr. Garva jamás he injuriado ni insultado a la patria, esa patria que tengo de nacimiento permanece en mis pensamientos aunque reconozco que quizás jamás pueda volver a vivir a tiempo completo en su tierra. Decía el apóstol “El que tiene un derecho no obtiene el de violar el ajeno para mantener el suyo” y es mi opinión que eso es exactamente lo que ha hecho el PCC al anclar en la constitución Cubana el unipartidismo político, viola el derecho de miles de Cubanos de dentro y de fuera que desde otra posición política diferentes viven condenados al ostracismo en su propia patria. Aunque usted lo crea así patria no es revolución, Cuba no es el partido político que la domina. En cambio usted puede ver cuán fácil es tratar de denostar a los que mantenemos una opinión diferente por los más ardientes defensores de la FE en este blog. No necesito significarme ni buscar beneficios de nadie, ni de un lado ni del otro, vivo de mi trabajo y con muy pocas cosas en la mochila, pero no equivoque el rumbo la mejor labor de “zapa” en esta historia Cubana actual, esa de ocultar para lograr un objetivo me parece verla cuando leo los escasos resultados económicos logrados por las reformas Raulista, el cumulo de decisiones pendientes como la unificación monetaria, los cambios constitucionales y todo el reordenamiento institucional para hacer que Cuba y sus Cubanos puedan vean cumplirse ese anhelado progreso, esperanza de futuro para sus vidas que por años vemos cómo se va posponiendo.
    Gracias Iroel por soportarme y darme el beneficio de la respuesta.

  16. Solo una cosa el que diga que el PCC no es el que manda en Cuba, no es cubano, por favor seamos honestos, en cuba el PCC es la fuerza rectora de la sociedad según nuestra propia constitución y no hay una ley o medida aprobada en cuba si no es aprobada por el PCC, para que quiere designar delegados el partido si es el que manda en todo, señores aquí hay que decir la verdad y no disfrazarla, que el PCC hace lo mejor para la sociedad según su criterio y es mejor que el 99% de los paridos del mundo, al menos yo estoy convencido de eso, pero hagan una encuesta al cubano con una sola pregunta ¿quien es el que manda realmente en Cuba?, y verán lo que ya todos sabemos, nuestro sistema electoral no es perfecto y es mejor que muchos en el mundo, pero no es un sistema electoral participativo que es el que al menos a mi me gustaría, es un sistema electoral representativo, donde el pueblo solo puede elije el ultimo eslabón en la cadena de mando popular, de ese eslabón para arriba es elegidos todos con la aprobación del partido, esa es la realidad de Cuba.

  17. Las propuestas de Liborio Criollo son en general bastante interesantes. La democracia representativa es un modelo ligado históricamente a la burguesía en su intento de liquidar definitivamente a la aristocracia y convertirse así en la nueva clase dominante, ejerciendo de mayoría a pesar de no representar más del 5% del censo electoral. A la fuerza su reglas de funcionamiento tienen que estar viciadas y deben ser perfeccionadas. Fue nada más y nada menos que Juan Jacobo Rousseau, uno de los padres de la Ilustración y de la moderna ciencia política, quien, en etapa temprana, denunciara los defectos del mandato representativo en oposición al mandato imperativo, que él propusiera. Liborio se refiere a la necesidad de que la relación entre los representantes y el pueblo soberano tenga una base programática, supongo que también estaría de acuerdo en que fuera vinculante e inclusive que de ello se derivaran responsabilidades más allá de las puramente políticas (inclusive penales). En derecho, quien tiene capacidad para hacer algo debe tener también responsabilidad. La figura jurídica del mandato, en derecho civil, contempla una relación vinculante entre mandante y mandatario y responsabilidades a cargo de este que desaparecieron en la relación política entre los peones de la burguesía y el pueblo por la sencilla razón de que no eran los intereses de este los que tenían que representar y defender, como clase social mayoritaria, sino los intereses de aquella. Al socialismo cubano y a los nuevos proyectos socialistas emancipadores en América Latina les corresponde el cometido histórico de transformar un modelo representativo inventado por la burguesía en su propio interés y ante la necesidad de impedir que la voluntad de las clases populares fuera vinculante. Los lineamientos aprobados por el pueblo en Cuba podrían ser el referente programático ante el cual los candidatos deberían posicionarse y comprometerse punto por punto para que el pueblo supiera a que atenerse. Saludos.

  18. La propuesta de LC excluye a millones de cubanos miembros de los Sindicatos (CTC), organizaciones de vecinos (CDR), estudiantes (FEEM) y (FEU), mujeres (FMC), ampesinos (ANAP) organizaciones que representan a millones de cubanos para privilegiar organizaciones gremiales legítimas pero minoritarias.

  19. En ningún país del mundo el pueblo nomina partipativamente a quienes aprueban las candidaturas a niveles superiores y elige con su voto directo a todos los niveles. La política en Cuba no es negocio. Lo que dice cubano 1 demuestra la legitimidad del PCC aun entre sus enemigos.

  20. Sería bueno que el sr. Delgado explique qué es lo que quiere decir cuando afirma “…viola el derecho de miles de cubanos de dentro y de fuera que desde otra posición política diferentes (sic) viven condenados al ostrasismo en su propia patria”
    Que diga también si cuando escribe eso está pensando en el “ostrasisimo” que padecen en Cuba personajes como Joani Sánchez, Elizardo Sánchez, las mal llamadas damas de blanco (de verde deberían denominarse),etcétera.
    Sería oportuno que diga si piensa en el criminal bloqueo que una potencia ejerce sobre su patria durante más de 6 décadas cuando afirma “…cúmulo de decisiones pendientes para hacer que Cuba y sus cubanos vean puedan (sic) cumplirse ese anhelado progreso……”
    En sus distintas intervenciones no se lee un solo comentario del sr. Livio donde se refiera aunque sea tímidamente a los logros de la Revolución, con el PCC a la cabeza, en el campo de la salud, la educación, la seguridad social, etc.; todo lo contrario, sus intervenciones son siempre para cuestionar , criticar o desdorar (término diferente a denostar que no le gusta).
    Eso encuadra en actitud camandulera en contra de ” la patria que permanece en sus pensamientos” y que yo, para no herir susceptibilidades definí como “labor de zapa”.

  21. Un placer debatir con usted Sr. Garva, decia Aristoteles que “La virtud es una disposición voluntaria adquirida, que consiste en un término medio entre dos extremos malos, el uno por exceso y el otro por defecto.”, y usted parece que no ha llegado a esa disposición voluntaria de la virtud, pues solo gusta de mencionar la existencia y prevalencia de solo dos posiciones extremos en la Cuba actual, a la virtud solo se llega cuando se reconoce que en el caso de la Cuba de hoy también existe, es más le aseguro que es muchísimo más amplio y rico en pensamiento que ambos extremos, ese amplio arcoíris de pensamiento político que cada día disfruto en cuanto debate Cubano leo. Claro está que dentro de Cuba han existido posiciones políticas anexionistas, platistas como bien usted menciona, así como mismo otros Cubanos se han situado muy al otro extremo más cercano al Estalinismo o la monarquía Tropical en estos últimos tiempos, pero el medio también existe, aunque intenten reiteradamente borrarlo, disolverlo, desclasificarlo, este sigue ganando espacio y sonando más convincente, muy apoyado claro está por la falta de resultado que el extremo en el poder va dejando de su gestión del país.
    Nuevamente le repetiré ideas del apóstol cuando señalo “Lo justo, a veces por el modo de defenderlo, parece injusto.”, y esa idea llevada a ley, constitución de por medio, que afirma una sola voz, un solo partido, una sola forma de asumir la vida y sus retos me parece el mejor ejemplo de lo injusto que parece defenderse un país, en el aquí nadie puede tocar que el PCC cubano ha impuesto a toda una nación.
    En cuanto a mi posición sobre la revolución, parece que he seguido muy poco lo que comento en este blog, vivo en Canadá junto a mi familia de la educación recibida dentro de esa revolución, y no solo yo, cerca de 20 mil Cubanos que hoy residimos en esta gélidas tierras del norte, una inmensa mayoría profesionales que trabajamos y podríamos igualmente aportar conocimientos y desarrollo a Cuba, pero seguimos contando solo del lado de los que se fueron. En cuanto a los logros de la revolución, siento que con el paso de los años y esa realidad económica vivida en los últimos casi 30 años, el país en general se ha ido acercando a esa realidad latinoamericana, aun diferenciada pero herida de los mismos síntomas. Un sistema de salud universal y gratuita que ha ido colapsando, con el que conviví y sufrí recordando o asumiendo esa Cuba que había vivido años atrás, en la muerte de mi madre en el 2012, sin comentario. Una educación gratuita hasta el nivel universitario que aceleradamente ha ido perdiendo estrellas y opciones de futuro para esa juventud del periodo especial, reconozco que me cuesta entenderles en sus nuevas maneras de comunicarse pero dista muchísimo de la preparación técnica y profesional que mi generación recibió. Y en la seguridad social le dejo a su propia conciencia la valoración del esfuerzo y el sacrificio de una vida de trabajo, vista compensada por el retiro que recibe una inmensa mayoría de la envejecida sociedad Cubana, para con ello descansar en sus últimos años de vida por una revolución.

  22. El amigo Livio desconoce que lo que llama “extremo” recibió la aprobación del 97% de los cubanos en 1976 y similar en 2002 cuando se colocó la irreversibilidad del socialismo en la Constitución. Quie eso ha ocurrido en medio de una agresión económica y militar descomunal y una guerra propagandística de la mayor potencia mundial cuyo presupuesto supera varias veces los de el PPC y todos los medios de comunicación cubanos juntos.
    Parece que el del “extremo” es él.

  23. Sr. Delgado,
    Contesto sus inquietudes invitándolo a leer el artículo de Omar Pérez Salomón que aparece hoy en la Pupila Insomne que finaliza con el siguiente texto:
    ” En medio de la actual contienda ideológica, donde unos insisten en restablecer el capitalismo en Cuba y otros en defender el proyecto socialista cubano se precisa persistir en el legado fidelista para continuar la obra emancipadora, acogiendo las ideas conductoras y las prácticas que preconizara Fidel.
    Es necesario mantener viva su doctrina, como arma de lucha para explicar las contradicciones entre el imperialismo yanqui y la Revolución cubana, la complejidad entre sus objetivos y tareas de la construcción socialista en nuestro pais dentro del contexto de la crisis del capitalismo, y desenmascarar a elementos captados por la maquinaria idelógica del imperio”

  24. Retóricamente hablando, el mal nacido de LD, por eso de que nació en el sitio equivocado, habla de extremos, será porque se fue al extremo norte del continente americano, porque por lo demás se mete en un jardín sin flores para explicar no sé qué.. Cada vez que se lee a Livius flacus (livio delgado) queda más evidente su complejo, explicando al compañero Rodolfo que parece que no le ha seguido sus comentarios y que por eso no sabe que se fue con la saga livio a Canada, y todos los pormenores biográficos de la saga Livio delgado y su posición hacia “esa” revolución, dice “esa” como tapándose la nariz y cerrando los ojos, y taponándose los oídos, en fin, todo un poema desgastado este livio… para colmo desgasta una cita del apóstol Martí cuando hablaba de lo justo y lo injusto y lo que parece…

    Hay una cita del apóstol dedicada a este tipo de carcoma de personajes que dice: “Si no luchas, al menos Ten la decencia de Respetar a los que Si lo hacen”. Jose Martí 1853-1895

    Dicho de otra manera claro y raspao, no vengas a bailar a casa del trompo LD.

  25. Estimado Simpermiso:
    Todos esos millones de cubanos que integran una o a la vez varias de esas organizaciones de masas, han creado precisamente esas nuevas asociaciones de forma estrictamente voluntaria y transparente, porque las organizaciones de masas clásicas no daban respuesta a sus necesidades e inquietudes. La UNEAC es también una expresión de la falta de respuesta a diversas inquietudes del Sindicato de la Cultura y de los decisores de la política cultural, sin ser por ello antagonistas sino complementarios, igual la UNAICC, la ATAC, ANEC, etc. expresan fallas en la organización vertical del sistema, que no tiene enlaces horizontales suficientes como debería una malla social. Y nadie se busca problemas por no ser de la ANEC, pero si Ud. no quiere pertenecer al sindicato, o a los CDR, le deseo mucha suerte para encontrar trabajo, pues le pedirán avales de éstos. Sabe de lo que hablo, sea honesto. En cambio vemos que las personas participan con más entusiamo en actividades de estas asociaciones, donde les explican qué se hace con su cuota centavo a centavo y les piden opinión, mientras otras amparadas en el “centralismo democrático” están llenas de cuadros profesionales que constituyen un sector social en sí mismo, con biotipo, indumentaria, argot y hábitos característicos, no importa donde dirijan. No es eso alienación de la democracia popular? No obstante, mi propuesta no excluye a nadie, solamente no otorga a un grupo de dirigentes, no en todos los casos lo suficientemente representativos, ni aterrizados, que además pasan de una organización a otra como “revolving door” (seguro conoce el término, lo usamos para criticar a los yanquis) y se imponen por el conjunto de TODOS los ciudadanos que además los incluye. Que en ningún lugar las masas propongan participativamente a todos los niveles, no es obstáculo para que se haga en Cuba, si aspiramos realmente a una nueva sociedad y ser humano. Respeto su criterio, pero mis propuestas no tienen nada que ver con la democracia burguesa, al contrario, son mucho más comunistas al empoderar más a las masas. En el centralismo democrático, prevalece casi siempre el nombre sobre el apellido.
    Miremos la historia.

  26. Toco y Rodolfo estaba perdido porque parece que alguna mano oscura me saco del aire, bueno, lo cierto es que no había podido acceder a la pupila, mis saludos a mis compatriotas de la pupila, ojo a mis compatriotas y no a los escuálidos siete mesinos ,que por cierto hay uno muy activo blasfemando o verborreando bilis , pero ya veo que Rodolfo y el Toco le han dado una buena monda con perejil, asi que vamos a suministrarle un pedazo de pan duro para que se atragante, ¿a quién a la cotorrita?, no a LD

  27. El amigo LC debe informarse mejor para no decir disparates: El Sindicato de la Cultura surgió muchos años después que la UNEAC y así sigue aplicando el “centralismo democrático” a organizaciones de masas…
    Saludos

  28. Efectivamente, cometí un gazapo, pero el detalle no cambia la esencia. La “espontaneidad” de la creación del SNTC me la imagino sin estar presente.
    Razonemos el porqué de la creación de estas asociaciones y grupos, que también son revolucionarios, que todos reconocen al PCC, en una sociedad supuestamente tan inclusiva y bien representada. No tapemos el Sol con dedos.
    Voy más allá, Insisto en que la existencia de las comisiones de candidaturas es contraproducente y dañino a la Revolución en estos momentos. Incluso, si las organizaciones de masas no cambian sus métodos y formas de trabajo, durarán mucho menos que las asociaciones y serán las primeras responsables de la destrucción del proyecto revolucionario, como mismo el PCUS fue uno de los primeros responsables de la destrucción de la URSS, por permitir, omitir, callar, mentir, “pasar la mano”, condenar planteamientos divergentes por algún detalle, etc. hasta que las más jóvenes generaciones desarrollaron un discurso de doble moral, alienación y consumismo. Gracias por aclararme, pero debatamos sobre argumentos y esencias, no sobre detalles.

  29. Es que el “detalle” era un argumento: “la UNEAC es también una expresión de la falta de respuesta a diversas inquietudes del Sindicato de la Cultura y de los decisores de la política cultura”
    Las Comisiones de Candidatura tienen el nombre mal puesto en realidad son de PreCandidatura: Ellas someten a la Asamblea Municipal propuesta y electa por el pueblo una propuesta que esta aprueba o no, en varios casos estas las han modificado. La verdadera Comisión de Candidatura es la Asamblea y su legitimidad viene del voto poupular, aunque todos los integrantes de las Comisiones también son electos por los miembros de organizaciones reconocidas en la Constitución.

  30. Carlos, estamos en el mismo barco, pero miramos por diferentes claraboyas.
    Qué pasa si quitamos la comisión de pre-candidatura? Y la propia Asamblea Municipal propone a TODOS los candidatos de su seno, menos una cuota por número de integrantes que se deja las org. de masas, asociaciones, etc.?
    No sería mucho más sencillo y lógico? Si la Comisión de Candidatura viene con una propuesta de pre-candidatos, y una persona de la Asamblea viene con una lista diferente, tienen ambos las mismas posibilidades de explicarlo? o el pueblo cubano es muy quejoso, o muy apático. Se quejan de que los diputados o delegados no visitan lo suficiente, de que no están acompañados lo suficiente, pero luego eligen a los mismos de la misma forma? No entiendo, parece doble personalidad, doctor jekill y mr hide. Hay una contradicción, no entiendo.

  31. Pingback: Cuba, elecciones con una daga al cuello | Pátria grande

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.