Adiós neoliberalismo en México. Por Ángel Guerra Cabrera


La toma de posesión de Andrés Manuel López Obrador como presidente ha confirmado la telúrica voluntad de cambio de régimen expresada el 1 de julio por más de 30 millones de mexicanos.  La desbordante manifestación popular en la capital y otras ciudades, las lágrimas de emoción de muchas personas. Los valientes y sustantivos discursos de AMLO en el Congreso y en el Zócalo, muchas de las promesas de campaña ya convertidas en leyes.  No hay duda de que México se adentra en el cuarto eslabón de su trayectoria de enormes cambios políticos y sociales, iniciada por Hidalgo y Morelos, continuada por Juárez, los Flores Magón, Madero y Carranza, Zapata, Villa y el general Lázaro Cárdenas.

Las grandes huelgas obreras de los cincuentas y sesentas, el ciclo de lucha armada iniciado en el cuartel de Madera, el movimiento estudiantil-popular de 1968, la eclosión del Frente Democrático Nacional, el levantamiento zapatista de 1994, las luchas sociales contra las políticas neoliberales, y la gran cruzada lopezobradorista por un nuevo México, hostilizada sin piedad por los pulpos mediáticos y víctima de monumentales fraudes electorales, son antecedentes inmediatos del nacimiento del Movimiento de Regeneración Nacional(MORENA) y su llegada al gobierno el pasado 1 de diciembre.

AMLO ha pronunciado conceptos para la historia en estos días. Tomo esta cita que a mi juicio explica el cuadro político y social propiciatorio de que el recio líder popular brotado en la Chontalpa y, ahora por fin con la banda presidencial al pecho, haya llegado hasta allí:  “La crisis de México se originó, no sólo por el fracaso del modelo económico neoliberal, aplicado en los últimos 36 años, sino por el predominio… de la más impúdica corrupción pública y privada…Nada ha dañado más a México que la deshonestidad de los gobernantes y la pequeña minoría que ha lucrado con el influyentismo. Esa es la causa principal de la desigualdad económica y social y también de la inseguridad y la violencia que padecemos… En este tiempo, la economía ha crecido en dos por ciento anual. Y tanto por ello como por la tremenda concentración del ingreso en muy pocas manos, se ha empobrecido a la mayoría de la población hasta llevarla a buscarse la vida en la informalidad, a emigrar masivamente o a buscar el camino de las conductas antisociales”.

Desde su elección, AMLO aprovechó los cinco meses transcurridos hasta ser investido presidente para perfilar su futuro gabinete y avanzar en su plan de gobierno apoyado en la mayoría legislativa conseguida por Morena y sus aliados de la coalición Juntos Haremos Historia. Así que el 1 de diciembre, cuando rindió protesta, ya tenía cumplidas o rumbo a cumplir varias promesas de su campaña electoral.  Entre ellas cito la cancelación del aeropuerto que una minoría depredadora pretendía construir en Texcoco, indiferente a la catástrofe ecológica que traería y con el único fin de aumentar sus obscenas fortunas; la  disolución del Estado Mayor Presidencial, instrumentador de irritantes privilegios y de nada glorioso historial;  la venta de fastuoso avión presidencial y pronto de la flota aérea al servicio de los altos funcionarios; finiquitar Los Pinos como residencia presidencial y transformarla en una casa de cultura y esparcimiento ciudadano; liquidar las onerosas pensiones de los ex presidentes y los privilegios de que disfrutaban con cargo al presupuesto, incluyendo el numeroso personal militar y civil a su servicio;  derogar la supuesta reforma educativa, humillante para los maestros; duplicar la pensión universal a los adultos mayores, extensible a las personas con capacidades diferentes; inéditas becas a estudiantes preparatorianos y universitarios, programa para cientos de miles de jóvenes humildes, que ahora no estudian ni trabajan y recibirán salario como aprendices. A “por el bien de todos primero los pobres”, AMLO ha añadido “primero los indígenas”.

Destacan por su simbolismo la creación, por decreto presidencial, de la Comisión de la Verdad sobre Ayotzinapa, horrendo crimen impune de desaparición de 43 jóvenes estudiantes, y, medio siglo después de 68, la desaparición del cuerpo de granaderos de la capital, una de las demandas de aquel movimiento. Ambas medidas indican que en el gobierno que inicia no habrá represión a los movimientos populares, hecho inédito en décadas.

Resalta la presencia de una importante representación de jefes de Estado latinoamericanos en la instalación de AMLO, incluyendo entre ellos a los presidentes Miguel Díaz-Canel, de Cuba; Evo Morales, de Bolivia y Nicolás Maduro de Venezuela. Este a contrapelo de grandes presiones de la derecha y de las bocinas mediáticas. Al presentar al primero, AMLO mencionó a la “hermana” Cuba, y lo sentó a su lado en la comida. México, aseguró, no dejará de pensar en Simón Bolívar y José Martí, quienes junto con Benito Juárez nos siguen guiando…

Twitter: @aguerraguerra

10 pensamientos en “Adiós neoliberalismo en México. Por Ángel Guerra Cabrera

  1. Mis saludos a Angel Guerra.
    Siempre tan certero, claro y objetivo en sus analisis.
    En esta entrada hace un resumen sobre AMLO que refleja su profundo conocimiento de la realidad polìtica mexicana.

  2. Los problemas sociales no tienen importancia en las actuales democracias, por eso vemos que todo va a peor. Los vecinos del sur de Mexico son un espejo de eso.
    Se necesitan cambios, no solo en Mexico, pero muchos otros proyectos sociales han tenido similar entusiasta comienzo pero han desaparecido por afectar las ganancias del “sistema de mercado”. Recordemos que una democracia se mide cada día por las ganancias de los buitres de las bolsas sin importar la miseria de los que votan por ella.
    Se intenta la lucha, pero en condiciones para resistir la embestida del poder del dinero, Mexico esta muy mal pues solo cuenta con el entusiasmo popular y tienen todo el pais en manos de unos pocos ricachones a los que no se pueden tocar o los pobres se deberán atenerse al terrorismo “del mercado”.
    Algo asi como Venezuela. O lo peor, la sombra de Brazil donde los logros de Lula no le evitaron terminar en la carcel y que luego se eligiera al troglodita Bolsonaro.

  3. Antonio Gonzàlez, dices que “Mèxico està muy mal pues sòlo cuenta con el entusiasmo popular”.
    Ese entusiasmo del que hablas està representado en 30 millones de votantes. Sin obviar la presencia mayoritaria de MORENA en las Càmaras de Diputados y Senadores que aprobaràn las reformas estructurales que el Poder Ejecutivo proponga aun con la no aprobaciòn de los “ricachones” a los que te refieres.
    Saludos

  4. Rodolfo, mi hermano,somos optimista y tenemos fe en los revolucionarios mejicanos, imagino que no sean ingenuos y hayan aprendido las experiencias negativas contra su propio movimiento político y contra los gobiernos progresistas de la región. Plantearse una cuarta transformación en Méjico y tratar de intentarlo, por si solo, ya es una epopeya que merece ser tenida en cuenta. Yo he escuchado a otros interlocutores manifestar, algo así como que las revoluciones o las guerras de guerrillas revolucionarias , hoy ya no eran viable, y entonces me pregunto, con tanto poderío perverso de las oligarquías, ¿que le queda a la izquierda para la reivindicación de derechos, que inescrupulosamente ,cada día se ven más mutilados por la avaricia del uno por ciento de los ricos de este mundo diabólico y siniestro?. Hace algunos días en tele sur una vez más escuche hablar de las patrañas imperiales y sus guerras de cuarta y hasta de quinta generación, del cerco contra Venezuela, en síntesis ,después de varias h putadas y tratar de insurreccionar a los países, hasta utilizan la palabra guerrillas armadas para derribar gobiernos progresistas democráticamente electos, me pregunto ,?sigue o no siendo viable la lucha armada para el acceso al poder de las clases más desposeídas?.Alguien piensa que sin sangre Brasil, Ecuador, Colombia, Perú, etc, recuperara ,aunque sea ,un mínimo espacio para los desposeídos, Palestina, Yemen, Siria,y hasta Corea del norte, nos están mandando un mensaje, y no tengo complejo de vampiro, aquí los vampiros insaciables son las oligarquías y el imperio con sus secuaces lacayunos.Tengo fe que si algo sucio logran contra la vida de Obrador el pueblo mejicano se convertirá en un avispero que ni los propios EU van a tener tranquilidad.Abraso hermano Rodolfo ,esto hay que celebrarlo aunque sea con aguardiente.

  5. Hola hermano Corcho.
    Hay razones para celebrar ese triunfo y por logros que se iràn viendo.
    AMLO cuenta con visiòn y experiencia para lidiar las dificultades que las oligarquias interna y externa le vayan poniendo en el camino.
    Haber sido exitoso alcalde de la ciudad de Mèxico le permitiò acumular un importante bagaje para el buen desempeño como Presidente.
    Su larga miltancia en las filas de la izquierda y sus recorriidos por ese extenso territorio desde las màs humildes y remòtas comarcas hasta las grandes urbes, le han dotado de alta sensibilidad humana y profundo patriotismo para cumplir la encomienda de 30 millones de votantes .
    Abrazo para ti hermano y celebremos tu en Ciego y yo en la Habana aunque sea con un “planchao”

  6. Ojalá se cumplieran las palabras de Angel Guerra, que dan título al presente artículo, un tanto optimistas en los tiempos que corren. Erradicar el neoliberalismo en una nación como México implicaría cambios profundos, que van más allá de las herramientas puestas en práctica actualmente en naciones como Venezuela, Ecuador, Bolivia y Nicaragua o durante el gobierno de Salvador Allende.

    El uso de la violencia sólo estaría justificado como respuesta al uso de la violencia por parte de la minoritaria clase privilegiada, que es la que no cuenta con otras estrategia exitosas en modelos de sufragio universal, en que las mayoritarias clases humildes deberían ejercer el liderazgo que les corresponde y adoptar políticas inclusivas, cooperantes, solidarias e igualitarias, sin la cuales seguirá siendo imposible garantizar una vida digna a todos los seres humanos. No esperemos de la oligarquía ningún compromiso serio con la democracia que vaya más allá de un devaneo coyuntural mientras la historia se viva como farsa ni que se vaya a hacer el harakiri cada vez que la izquierda real llegue al poder. AMLO y su movimiento son conscientes de ello, lo que va a establecer claras líneas rojas a su proyecto si pretende evitar la confrontación que se vive en Venezuela o Nicaragua.

    No debería sorprendernos tanto el comportamiento de la oligarquía, en su condición de clase minoritaria y privilegiada, como el de las mayorías humildes en modelos de sufragio universal, incapaces de implementar las políticas culturales y herramientas adecuadas.

    ¿En qué ha fallado la izquierda revolucionaria en su lucha contra el capitalismo? Teniendo en cuenta las características ideológicas y aspiraciones de la burguesía, la izquierda ha fallado clamorosamente al no plantear estrategias fundamentadas en el decrecimiento económico y demográfico, que sería sin duda el arma letal en la lucha contra una clase social que no tiene como aspiración única ni fundamental ser una clase ociosa que se apropia del excedente social para disfrutar del lujo y la ostentación (que sería el caso de la aristocracia) sino acumular riqueza de un modo exponencial e infinito, de forma que, la inversión de la tendencia normal le haría colapsar.

    Plantear un decrecimiento económico en el México actual, que, como la mayoría de países de América sufre una explosión demográfica, sería una propuesta suicida, con tanta gente pasando estrecheces, pero no lo sería implementar políticas demográficas que inculquen a la población la necesidad de planificar los nacimientos en función de las expectativas realistas de vida digna para los hijos y de los recursos existentes, en que también contarían las políticas fiscales y económicas orientadas a la redistribución de la riqueza en una sociedad profundamente desigual. Una paternidad responsable tiene que ser un elemento irrenunciable para la izquierda, aunque ello implicara la renuncia coyuntural o incluso definitiva a la paternidad, haciendo de la huelga de vientres una herramienta de lucha social fundamental.

    Otro aspecto crucial sería la concienciación de las clases humildes en relación con el derecho a una información veraz, para cuyo éxito habría que derribar el paradigma de los falsos medios independientes y sustituirlo por un modelo en que las clases sociales se dotan de medios de comunicación de clase, en que el compromiso social en un mundo profundamente injusto y manipulado sustituye a la falaz independencia monopolizada por la oligarquía en su propio beneficio y en conexión con un modelo global en que las tesis de Goebbels alcanzan su mayor éxito posible por el aparente (aunque totalmente falso) pluralismo y diversidad de medios.

    En el modelo mediático español, existe una profunda endogamia y compadreo entre los medios clásicos y los de extrema derecha, lo que contribuye a entender el auge de las ideologías fascistas. Así se explica la irrupción de Vox en el parlamento andaluz o de Bolsonaro en Brasil. Ahora Vox habla de la necesidad de ilegalizar medios públicos como el Canal Sur andaluz pero de los medios de extrema derecha, que encuentra altavoz en los falsos medios democráticos, nadie dice nada ni de los propietarios de estos ni la explicación de su línea editorial. Así va a ser muy difícil lograr la revolución cultural que la izquierda necesita tras décadas de éxito de la reaccionaria revolución neoliberal. La lucha de clase no tendrá nunca éxito sin conciencia de clase y herramientas de clase en abierta confrontación con las de las clases en conflicto.

  7. Varios post y comentarios que se han publicado en este blog han dado en la clave, con que haya una intencionalidad “antineoliberal y nacionalista”, pensar en los mas humilde e intentar acabar desde el ejemplo con la corrupción, es “muy revolucionario” el intento, y nada ¡VIVA MEXICO!. En la medida y con la profundidad con que le meta la mano en el bolsillo a los ricos este nuevo gobierno en México, dependerá su permanencia y su éxito en favor de los pobres. La historia reciente en Latinoamerica nos enseña que por mas que quieran, no son gobiernos que bajan de la Sierra Maestra, hacen lo que pueden y lo que les dejan hacer, en el marco del Capitalismo voraz en donde se desarrollan.
    Saludos

  8. Iroel , yo sé qué Fidel planteó desde los años noventa que el tipo de lucha fundamental en estos tiempos es política, de movilización socia ,pero esas reflexiones van a cumplir más de un cuarto de siglo, y sin la intención de cuestionar su vigencia habría que ver las alternativas que el cinismo imperial, con su ofensiva neoliberal y rapaz, le va dejando a los pueblos, recuerda que también el propio Fidel dijo que ´´ Revolución es sentido del momento histórico’’. Y que ´´Revolución es defender valores en los que se cree al precio de cualquier sacrificio´´, y como bien tu nos remite a la historia, ´´ nadie debe olvidar que el suicidio de un líder para nada socialista cuyo lema era “vergüenza contra dinero” y su símbolo una escoba para barrer la corrupción, seguido de un golpe de estado, abrió las puertas a un joven político del mismo partido llamado Fidel Castro para hacer la revolución más radical del hemisferio occidental.´´ y todos sabemos que Fidel fue y seguirá siendo un guerrillero mientras exista el imperialismo, Batallas de ideas si, pero quien esta acorralando y obligando a los pobres de este mundo a estar presto a las batallas de piedras es el propio imperio corrupto y sanguinario, saludos

  9. Rodolfo, me emociono mucho la mención y reconocimiento a nuestro Martí de López Obrador en su toma de posesión, Iroel me recuerda que ´´ tanto Martí como Bolívar y Juárez vieron claro lo que significaba EU para lo que el primero llamó Nuestra América´´ pero es que a la caterva de presidentes que antecedieron a López Obrador, no les intereso la tradición revolucionaria y antiimperialista que ostenta Méjico, y se han plegado lacayunamente a todos los designios de su vecino el emperador, subordinando su economía y hasta su política interna externa a los dictámenes de los EU, por lo que el solo hecho de plantearse una cuarta transformación en Méjico y tratar de intentarlo, de por si, ya es una epopeya que merece ser tenida en cuenta. Nuestro Martí murió en su bautismo de fuego, pero cuán grande ha sido y será su legado político. Obrador debe cuidarse y no facilitarle las cosas al imperio y sus compañeros mas cercanos deben exigírselo como disciplina militante, su vida ya no es solo suya, su vida le pertenece al pueblo Mejicano y a los pobres de Latino América . Esperemos que su palabra se transforme en verdadero empeño y realización, y que pueda, salvando las distancias, como nuestros Fidel y Chávez, morirse como ellos vivieron, echando su suerte con los pobres de la tierra. Un abraso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.