Exorcizando las levedades. Por Ernesto Estévez Rams


«“Einmal ist keinmal”, repite Tomás
para sí el proverbio alemán.
Lo que ocurre una vez
es como si no ocurriera nunca.
Si el hombre puede vivir una vida
es como si no viviera en lo absoluto»

La insoportable levedad del Ser
Milan Kundera

Qué tiene la Insoportable Levedad del Ser que el lector, casi desde el mismo inicio, frente a su adictivo ambiente depresivo y contra toda lógica, sigue sumergiéndose en él hasta que es demasiado tarde. Hay algo en sus páginas que trasciende la anécdota para entregarnos la manera escondida en que algunas tormentas se incuban en Europa. En cada uno de sus personajes hay un fantasma ibseniano en un ambiente que bien pudiera ser el adecuado para un grito interminable sobre un puente. Sigue leyendo

De lo complejo que resulta el uso especializado de palabras para no decir nada. Por Estévez Rams


Siempre me ha llamado la atención el uso curioso que se le da a la palabra “especializado” en La Habana. Hay barberías especializadas donde pelan igual que en la más próxima que no se puso el dichoso San Benito. También uno encuentra por la ciudad otros establecimientos de venta cuyos propósitos vienen convoyado con el dichoso “especializado” . Si entras y preguntas, venden lo mismo que en cualquier otro establecimiento del mismo tipo, ya sea ropa, comida u otra cosa. Tenemos “ferreterias especializadas”, “carnicerías especializadas”, “tienda especializadas”. Mi hermano bromea diciendo que la única especialización en ellas es la ausencia absoluta de algo que las distinga.  Sigue leyendo

La temperatura de los medios. Por Ernesto Estévez Rams


A comienzo de milenio Umberto Eco rememoraba cómo la radio, cuyas primeras experiencias vivió como un niño durante la Segunda Guerra Mundial, se volvía para el oyente en una experiencia litúrgica. La misma sensación me transmitía mi abuelo cuyo rito diario incluía alguna novela radial y Alegrías de Sobremesa. Antes que llegara el momento de escuchar, en casa podían ocurrir múltiples cosas, pero un cuarto de hora antes del inicio, las disímiles acciones tenían el sumergido propósito de preparar el ambiente para ese momento en que empezaba el programa favorito. Sigue leyendo

La insuperable levedad de ir mas allá de las circunstancias. Por Ernesto Estévez Rams


El capitalismo es una especie de Rey Midas en marcha atrás, todo lo que toca lo convierte en mercancía, pero lo hace otorgándole esta condición como esencia, usurpando sus otros atributos. Y lo hace aun cuando para lograr que se venda, debe esconder su objetivo único detrás de los demás atributos. Digo de marcha atrás porque, si en el principio la condición de mercancía derivaba de la utilidad de cierto objeto, es decir su valor de uso, ahora lo vendible viene primero y luego, se le inventa alguna pantomima que la haga comprable. Luego, genéricamente hablando, este anti Rey Midas, contrario al mítico, convierte todo lo que toca en mierda y no porque no sea capaz de crear lo útil, lo crea, pero no lo hace por utilidad. Por eso cada vez que escucho aquellos versos de que me vienen convidar a tanta mierda no puedo evitar pensar en que el convite es a abrazar el mito de la mercancía y perderse en el. El mundo hecho almacén de objetos de masas.
Sigue leyendo

Notas rápidas sobre un hito. Por Ernesto Estévez Rams


Hay que detenerse un instante para calibrar el hito que significa que por primera vez en sus casi trescientos años la Universidad de la Habana será dirigida por una mujer y esa mujer es negra. Pareciera cosa menor pero no lo es. Que esto ocurra en el ciento cincuenta aniversario del grito de independencia cuando los negros venidos de África y devenidos cubanos optaron por ligar el fin de la esclavitud a la idea de la independencia es justicia histórica. Sigue leyendo

“No usamos veneno como aroma de flores”. Por Iroel Sánchez


Recuerdo la intervención de Fidel cuando Guayasamín organizó la celebración por los 70 años del Comandante. Con esa lealtad a la idea martiana de que “toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz” a la que siempre fue fiel, el Comandante insistía en que lo que realmente trascendería está en el arte y lo argumentaba apuntando -cito de memoria- que nadie recordaba el nombre de los políticos que gobernaban en La Mancha cuando Cervantes escribió el Quijote. Sigue leyendo