¿Ayudó la visita de Obama a cambiar a Cuba? Por Iroel Sánchez


Algunos entusiastas, casual pero sistemáticamente contables entre los invitados de las embajadas occidentales en La Habana, han escrito en redes sociales que después de esta semana que comenzó con la llegada de Barack Obama a Cuba y terminó con el multitudinario concierto de The Rolling Stones en la Ciudad Deportiva de La Habana ya nada será igual en la Isla.

Y ciertamente, esa parece haber sido la intención de quienes previeron la visita a menos de un mes de que se efectúe el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC). Semanas antes de la llegada de Obama, durante el viaje del Ministro cubano de Comercio Exterior a Washington, Rodrigo Malmierca, la multimillonaria Penny Pritzker, Secretaria de Comercio de EEUU, “se interesó en especial en los cambios que se pueden considerar en el próximo congreso del Partido“. El discurso de Barack Obama al pueblo cubano desde el Gran Teatro de La Habana también se explayó en el horizonte de cambios que el gobierno norteamericano desea ver en la Isla pero esta vez buscando desatar presiones de  abajo hacia arriba. 

Si tomamos en cuenta lo que afirmó Obama dos días después del anuncio del 17 de diciembre de 2014 al argumentar el cambio de política hacia Cuba

“…el sentido que tiene normalizar las relaciones es que nos brinda más oportunidad de ejercer influencia sobre ese gobierno que si no lo hiciéramos.”(…)

“Pero lo cierto es que vamos a estar en mejores condiciones, creo, de realmente ejercer alguna influencia, y quizás entonces utilizar tanto zanahorias como palos”

pareciera que Washington espera el mismo efecto de esta visita a Cuba a del viaja a Berlín de Gorbahov en octubre de 1989 y el de Obama a El Cairo en 2009, sucedidos respectivamente de la caída del muro de Berlín y la “Primavera árabe”, estimulando las expectativas entre aquellos cubanos que creen su vida mejorará con reformas de corte capitalista y a la vez presionando al gobierno de La Habana, sugiriendo que sólo modificará las restricciones del bloqueo que son prerrogativa presidencial e inciden sobre el sector estatal mayoritario de la economía cubana si el VII Congreso del PCC marca la ruta en la dirección deseada por EEUU. 

Es un hecho que la coreografía de encantamiento por la democracia a la norteamericana que ejecutó Obama en el escenario habanero ha sido contradecida por sus actos inmediatamente posteriores:

  • No hubo derecho a réplica ni a preguntas para los asistentes al Gran Teatro. 
  • Se ha mantenido en secreto el contenido de la reunión  que sostuvo Obama en la embajada de EEUU en La Habana con “opositores” financiados desde Washington, según el diario chileno La Tercera la más complicada” que tuvo Obama en Cuba.  Una versión publicada por El Nuevo Herald de Miami relata que “en un momento dado los opositores empezaron a discutir tanto entre ellos que Obama quiso ser moderador, pero como nadie le hacía caso, le dijo desconcertado a Susan Rice que estaba muy cerquita: “¡Esto no es fácil!””
  • Obama respondió a la prensa argentina sobre el apoyo estadounidense a las dictaduras del Cono Sur latinoamericano que “en los años ’70, el reconocimiento de los derechos humanos era tan importante como luchar contra el comunismo”,
  • A tres días de su salida de La Habana, negando la afirmación de Obama de que “Estados Unidos no tiene ni la capacidad ni la intención de imponer cambios en Cuba, los cambios dependen del pueblo cubano”, el Departamento de Estado anunció un programa por  $ 753.989 para “jóvenes líderes emergentes de la sociedad civil cubana” con claros objetivos injerencistas. 
  • A dos días de la partida de Obama de Argentina, el gobierno de Macri dio a conocer la salida de su país de TeleSUR, la única alternativa informativa a los monopolios informativos de la derecha a nivel del hemisferio occidental. Obama había dicho a los cubanos poco antes “si no se pueden exponer a diferentes puntos de vista ustedes no van a lograr su potencial completo”.

Pero la prensa que siguió atenta e intencionadamente la gira del pasajero de “la bestia” y el Air Force One no se detuvo en analizar estas paradojas evidentes sino que pasó inmediatamente al concierto de The Rolling Stones en la capital cubana como otra supuesta fuerza de cambio en la dirección que ellos y Obama desean. Por supuesto, contaron con la sinergia en Facebook y los foros de Internet de los entusiastas del obamismo tropical. Y si la guía durante la visita del Commander in Chief fueron las palabras de Obama “es hora ya de olvidarnos del pasado, dejemos el pasado”, en la cobertura del concierto de la banda británica la prensa global insistió precisamente en… ¡el pasado!, apoyándose en la frase de Mick Jagger referida a más de treinta años antes: “Sabemos que años atrás era difícil escuchar nuestra música”.

De nada sirvió que para un lector mínimamente informado la misma frase del presidente sobre la derrota de la CIA en Playa Girón pudiera aplicarse a la fundación de la mítica banda de rock: “Ocurrió en el mismo año en que yo nací” (1961). Si para los medios, con justicia, los Rolling no son, como dice Obama sobre Girón, “cosa del pasado” porque han sabido renovarse para mantenerse vigentes sin perder su esencia ¿por qué la primera derrota militar de Washington en América Latina tiene que serlo, si el proceso que logró ese resultado también ha hecho posible -mediante renovaciones continuadas y adaptaciones a  un mundo cambiante- que por primera vez EEUU acepte tratar en pie de igualdad a un país que supera treinta veces en población y doscientas veces en poder económico?

Sin embargo, cuando la gran prensa tuvo que conformarse con la ausencia de incidentes y la alegría de los jóvenes cubanos en el concierto de los Stone, congregados por cientos de miles sin violencia ni represión, y no pocos de ellos con banderas cubanas e imágenes del Che, entonces se aparecieron con que que el alto costo del concierto (7 millones de dólares) lo había financiado una Fundación asentada en un paraíso fiscal que no tiene relaciones con Cuba pero sí con los Rolling. 

Y si Obama pronunció catorce veces en su discurso en el Gran Teatro de La Habana la palabra “cambio”, el diario español El País, para muchos órgano oficial de la Casa Blanca en la lengua de Cervantes, tituló su artículo sobre el concierto con una frase de Jagger  “Las cosas están cambiando, ¿no?” que lo mismo puede referirse a la política de EEUU hacia Cuba que a la presencia de importantes bandas de rock en la Isla. 

Y sí, hay cambios en Cuba que agradecerle a Obama. Durante, y más aun después de su visita, ha existido un crecimiento notable de la presencia de intelectuales en los principales medios de comunicación del país, indignados con el modo en que el Presidente norteamericano subestimó la inteligencia de los cubanos y los creyó manipulables. Desde profesores universitarios, politólogos, filósofos, periodistas, científicos, poetas, economistas… hasta el Cardenal de La Habana, quien en su misa por Viernes santo discrepó públicamente  del llamado obamista a olvidar el pasado. Ellos han reaccionado espontáneamente al elegante pero obvio injerencismo y las páginas de los diarios o la frecuencia de actualización de los sitios en  la web no pueden dar cabida a todo el contenido  y los brillantes argumentos que se están generando. Y como si no fuera suficiente, pasó lo que muchos esperaban, el puntillazo lo ha dado Fidel el lunes 28 de marzo con un artículo titulado irónicamente “El hermano Obama”, donde le hace una “modesta sugerencia”:

reflexione y no trate ahora de elaborar teorías sobre la política cubana.”

Si el gobierno norteamericano y la prensa que les sirve quieren cambios en Cuba, ahí tienen uno: han desatado una movilización en el pensamiento revolucionario que ojalá perdure para bien de la sociedad cubana que mucho lo necesita. Hay otros que también necesitamos pero de esos nos ocupamos los cubanos, no la Secretaria de Comercio de EEUU que con una fortuna de 1500 millones de dólares no tiene que explicar mucho qué intereses representa.

Solo les pedimos que nos dejen hacerlos en paz, para ello lo primero que hace falta es que termine a fondo el bloqueo, no solo contra el sector privado –que es resultado de los cambios que acordamos los cubanos- sino contra el Estado cubano que es el que garantiza el acceso de los cubanos a la salud y la educación que Obama elogió por su calidad, el Estado cuyas políticas permiten no haya desnutridos entre nuestros niños y que el 99% de los hogares tengan electricidad. Nosotros, como se rumora dijo Obama para defenderse ante los ataques de sus mejores amigos en Cuba, los “opositores” que recibió en su embajada, tampoco aceptamos presiones. El gobierno que en Cuba acepte presiones se cae, no porque lo tumbe EEUU sino porque pierde el apoyo popular.

Pienso es útil hacerse algunas preguntas: ¿El gobierno y el pueblo cubano son más propensos a cambiar en la dirección que desea Obama ahora que antes de su visita?¿Ha ganado o perdido credibilidad el Presidente estadounidense ante ellos después de su viaje a Cuba?¿La dirección cubana y los sectores que los apoyan, especialmente los militantes del PCC electos como delegados al VII Congreso, serían menos reacios a impulsar los cambios que EEUU vería con agrado ahora que antes de su visita?¿O han visto ahora con más claridad la estrategia obamista de favorecer un “aterrizaje suave” de Cuba en el capitalismo?

¿Ayudó la visita de Obama a cambiar a Cuba? Creo que sí pero no precisamente en la dirección que él y su gobierno proyectaron. Ah, y no dejen de enviarnos gratis importantes músicos y agrupaciones artísticas, que las seguiremos disfrutando y nos ayudarán a que se conozca mucho mejor el país que somos, por más que mientan y manipulen los medios. Y tal vez hasta los cambiamos un poquito, para mejor, por supuesto.

(Al Mayadeen)

22 pensamientos en “¿Ayudó la visita de Obama a cambiar a Cuba? Por Iroel Sánchez

  1. Sí, después de la visita del genocida y asesino Obama a Cuba hemos cambiado, ahora somos más antimperialistas, y más firmes en nuestra convicción de que para atrás nunca iremos, Cuba libre y soberana y por supuesto socialista, seguirá su camino de luchas y de victorias y por supuesto VENCEREMOS

  2. MIRANDo desde Afuera a mi Pueblo Cubano y la patria de Todos Nosotros ; Hoy una Vez mas e Visto un Pueblo INDIGNADO y VIRIL decir ” Aunque un Poco tarde , PERO te COJIMOS la MENTIRA ” Pa ATras ni Para COJER IMPULSO < ! Viva Fidel Y raul castro !

  3. Tú llamas la atención sobre algo importante: la visita de Obama se produce en la antesala del Congreso del Partido. Quizás lo hayan calculado así, o no. Pero como estas puntadas no se dan sin hilo, lo más probable es lo que hayan tenido en cuenta. Pero el caso es que, háyase hecho ese cálculo o no, es un tirito que les puede salir por la culata, porque las visibles paradojas y contradicciones entre hechos y palabras, deben disparar mucho más en los delegados todas las alarmas, y las decisiones que allí se tomen estarán bien iluminadas por esos fuegos de artificio. O debe ser así. Por eso sostengo que el entramado escénico puede ser, en gran medida, una obra fallida. Aunque no hay que dormirse nunca, por supuesto, en esa evaluación. Buen análisis el tuyo.

  4. Pingback: ¿Ayudó la visita de Obama a cambiar a Cuba? Por Iroel Sánchez — La pupila insomne | ZonaFranK

    • Gracias. Carlos, por este enlace a youtube: “GRACIAS, CUBA, POR TODA LA MÚSICA QUE HAS REGALADO AL MUNDO.” Y es que en ese agradecimiento no solo siento a la música, sino también a la alegría de los cubanos, a su inmensa dignidad y a ese fortalecimiento del pensamiento revolucionario que tanto necesitamos en todo el mundo. Gracias, Iroel, por tu excelente artículo, y por tus preguntas, porque en Cuba hay suficiente antídoto para todos los venenos que pueda haber significado la visita de Obama. Y si el gobierno norteamericano, como ya está apuntando, cree que por la respuesta de Fidel puede verse que la visita de Obama fue el éxito que esperaban, otra vez, como siempre le pasa con sus bombardeos, se ha equivocado. Han despertado al pueblo cubano de posibles soluciones apresuradas en la magia norteamericana del regalo. Cuba dará soluciones a sus problemas y como ya dijo Fidel una vez, “se cambiará todo lo que debe ser cambiado”, pero, una vez más, los grandes cambios cubanos serán la más auténtica continuidad de los que se hicieron a partir de 1959: más mejoramiento humano, más dignidad y más revolución.

  5. Excelente! Los cambios aquí es asunto de los cubanos. Es cierto que tenemos que hacer ajustes, cambiar rumbos equivocados, profundizar en la ética, en el mejramiento humano, en nuestra democracia.
    A propósito, duele haber escuchado y leido una explicación no convincente de la no realización de la consulta a la militancia y al pueblo de los documentos del Congreso. Humildemente expreso que eso hay que rectificarlo, eso se aleja de la democracia participativa que nos enseñó magistralmente Fidel. Ahora, mas que nunca lo necesitamos!

  6. Pingback: ¿Ayudó la visita de Obama a cambiar a Cuba? Por Iroel Sánchez — La pupila insomne | Juventud Matancera

  7. Toda la visita en su totalidad estaba calculada con años de antelación ¿Quién pudiera tener dudas de eso? Bueno… Quizás algún que otro desconectado. El discurso parafernálico, amable, retórico y lisonjero era la piedra angular de su visita a nuestra Isla. ¿Los Rolling Stones? Aclaro que soy metalero (aunque moderado), pero no dejo de reconocer que son un símbolo de la contracultura impuesta en la década del 70 por parte de los medios de comunicación al identificar en ellos un actor de influencia en la juventud a nivel mundial, como portador de las tendencias ideológicas antagónicas al desarrollo de los pobres (socialismo). Así lo ve este-cubano-que-está-aquí.

  8. Otro buen artículo aunque el título que más me ha gustado de todos los que he leído en este sitio porque creo engloba la esencia es el del “gran teatro de Obama en Cuba” o algo así. No sorprendió Obama a los que esperábamos algo parecido, quizás fué más burdo de lo que uno suponía, pero según lo que dijo no creo que estuviese dirigiéndose a los intelectuales ni a las personas medianamente informadas de la realidad de Cuba-EEUU en su desarrollo histórico. Obama estaba tratando de confundir a sus grupos objetivos, a los que creen que pueden captar dado que estiman que pudieran coincidir con sus intereses individuales y los del imperio norteamericano, así se equivoquen. De algún modo debiéramos estar midiendo el impacto de su mentiroso discurso, no hay que subestimarlos porque seamos un pueblo altamente educado políticamente, tienen mucha experiencia en confundir y dividir, nosotros en unir y llevar un mensaje coherente. Pero creo que no basta con lo que se escribe en los blogs que usualmente leemos, hay que medir el impacto en la calle y desarrollar estrategias para los que no leen blogs y pueden no estar al tanto de los magníficos análisis que se han estado realizando. Esas personas que hacen los análisis y los que frecuentamos estos blogs tenemos más opciones de estar claros desde mucho antes de que apareciera Obama en alguna relación con Cuba.

    • cONCIDO CON rICARDO MONTERO EL DISCURSO DE OBAMA NO CONFUNDE A LA INTELECTUALIDAD CUBANA PERO SI PUEDE CONFUNDIR A UNA MASA DE OBREROS, JOVENES QUE ENFRETAN DIA A DIA LAS ENORMES DIFICULTADES QUE IMPONE NUESTRA POBRE ECONOMIA POR ESO LA BATALLA NO ES UNICAMENTE EN LAS REDES SOCIALES TIENE QUE SER MAYORMENTE HOMBRE A HOMBRE COMO NOS ENSEÑO FIDEL NO OBSTANTE LAS REDES SOCIAQLES Y LOS BLOG COMO ESTE NOS DAN MEJORES Y MAYORES ELEMENTOS PARA EL DEBATE HAY QUE ESTAR EN TODOS LOS LUGARES ESA ES LA GRAN BATALLA AHHHHHHHH Y NUNCA SUBESTIMAR AL ENEMIGO TIENE SIGLOS DE EXPERIENCIA EN MATERIA DE CIENCIA DE CONFUNDIR LOS ARGTENTINOS LO ESTAN VIVIENDO Y LOS VENEZOLANOS TAMBIEN

  9. Iroel ya hubo uno que te califico como “de linea dura” como castigo por aquel recordatorio de lo que decia Fidel sobre como recibir al Papa Juan
    Pablo II y es que no entienden que no entienden.

  10. A los Cubanos JOVENES de Hoy y aquellos un Poco adultos PERO que no Alcanzaron VIVIR antes cuando el TRIUNFo de la REVOLUCION CUBAN del 1959 Que Estoy Firme y Convenzido Moralmente Como Ciudadano de Cuba que el Gobierno de Cuba y Todas las instituciones es decir ” perdon , quise decir ORGANIZASIONES Tubieron que Haber Toado Muchas MEDIDAS Hoy anacronicas y ADSOLETAS PERO debido al Mismo CUIDADO en que la REVOLUCION CUBANA y en ESPECIAL Fidel CASTRO RUZ Tubo que TOMAR en el UNICO BENEFICIO de PRESERVAR la LIBERTAD y SOBERANIA de Todo un pais y Pueblo.
    HOy Y Ayer Conociendo a los VERDADEROS TERRORISTAS y ASESINOS , Ex-Policias , Ex- Soldados CASQUITOS de el EJERCITO de BATISTA Antiguo GOBIERNO del TIRANO ASNO Sargento del Ejercito y que se HABIAN REFUGIADO en Miami Cuando Miami Eramas CAMPO que HOY , alli aquellos PRIMEROS y UNICO EXIALIDOS Esbirros de BATISTA se habian propuesto a Toda COSTA DERRIBAR a Fidel CASTRO RUZ y su REVOLUCION Cubana de Todos nosotros Como Pueblo de Pie y COMETIERON de Todo Tipo de CRIMEN y ATENTADOS contra la PATRIA de Cuba y nuestro Pueblo Cubano.
    El Gobierno tubo que tomar Todas aquellas MEDIDAS y si No HUbiera Sido asi de FORMA Hoy Cuba no HUBIERA GOZADO de su Libertad , Derechos Humanos y Civiles Como de esta SOBERANIA mas tener el privilegio Toda Cuba de SER ADMIRADA por todos los PAISES del Mundo , aun Por los PROPIOS ENEMIGOS que se quitan el SOMBRERO ante Fidel Castro Ruz POR todas estas Hazañas Politicas, Militares y Educacionales en Cuanto CUBA a mostrado al Mundo y mas asombro de ello Al RECONOCER PUBLICAMENTE ! que HERROR ! Politico de ellos ” en que el CRIMINAL BLOQUEO ECONOMICO NO TUBO Efectos que Habia que CAMBIARLO Por una REVOLUCIONARIA TACTICA de DESGASTE CULTURAL,SOCIAL y con RELACIONES ECONOMICAS Implantando dentro de CUBA Todo un IMPERIo del CAPITALISMO SALVAJE Y ANIMAL Para llevar el LIBERTINAJE a la POBLACION CUBANA.’ Quieren NEGOCIOS , GRACIAS, BIEMVENIDOS < Vamos Hacer NEGOCIO POR el Dia, en las Noches y Fines de SEMANA Como Todo el año Entero El MONSTRUO Tiene que DORMIR en su TIERRA " aqui PAGARAN el 50% de GANANCIAS a las ARCAS del ESTADO Cubano Y los IMPUESTOS de esa GANANCIAS al Desarrollo del PAIS POBLACION Cubana.
    ! hay que HACEr CAMBIOS en CUBA , PERO ECONOMICOS Y Siempre HACIA ADELANTE , nunca a los LADOS ni Pa ATRAS !

  11. Pingback: Aiutò la visita di Obama a cambiare Cuba? | progetto cubainformAzione

  12. Ninguna visita, ni de Obama ni del Papa, ni siquiera de Jesucristo, ayuda a cambiar a ningún país. Solo ayuda a que salgan a discutir bandos encontrados aprovechando la ocasión. Los países cambian por sus gobiernos o sus pueblos.

  13. Una vez mas demuestran que no conocen a los cubanos y lo peor nos subestiman.Es preciso no olvidar la historia, a la revolución cubana no se le puede siempre criticar por lo que no ha podido hacer en medio de un feroz bloqueo(INNEGABLE).Los agradecidos miramos cuan inmensa ha sido la obra, imperfecta pero la nuestra! Soy de las que sigue confiando en la inteligencia y rebeldía de nuestra gente.Como nuestro líder pienso que si seremos capaces de trabajar por un sistema donde el hombre es lo que importa y por el trabaja nuestro proyecto.Si Obama quiere ayudar al pueblo cubano LEVANTEN EL BLOQUEO! y no se inmiscuyan mas en los asuntos internos de los paises.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s